Saltar al contenido

Las mejores tortugueras

Cualquier animal, por pequeño que sea, debe tener un hogar lo más acogedor posible. También las tortugas, esos reptiles que suelen convertirse en las primeras mascotas de muchos niños, junto con peces y hámsteres. El mercado ha evolucionado durante los últimos años, respecto al diseño y características de los habitáculos, y las marcas ofertan tortugueras prácticas y preciosas, como la Tartarium 80 de Ciano.

La siguiente comparativa se centra en las peceras para tortugas de agua dulce, dejando de lado a las de tierra que, por sus necesidades, demandan otro tipo de terrario. Pero antes de desgranar los cinco mejores modelos, es conveniente conocer cuáles son los elementos imprescindibles que se deben mirar.

Por un lado está el espacio. Aunque se compren tortugas de agua dulce que son pequeñitas, hay que prever que en el futuro, si se cuidan bien, crecerán. Por lo tanto, no escoja un modelo pequeño. El elemento natural de las tortugas es el agua y hay que proveerles de un espacio lo suficientemente amplio que les permita regodearse y nadar. Los especialistas afirman que lo ideal es que la tortuguera tenga 10 o 15 centímetros de profundidad.

Por otro lado, la pecera deberá contar con una zona seca, el típico islote al que se accede por una rampa. Estos animales son muy amigos del sol y, como buenos bañistas, reclaman un lugar donde poder disfrutar del calorcito y descansar. Conviene que este espacio esté protegido por la parte superior, ya que conforme crezcan, las tortugas tenderán a salir del terrario y escaparse.

Por último, hay otros elementos que no suelen venir integrados, como filtros para el agua o lámparas de calor, que convendría comprar. Recuerden que las tortugas son animales que demandan una temperatura mayor. El agua estancada o realmente fría puede ser letal para ellas.

A continuación se describen cinco modelos diferentes con precios que oscilan entre los 15 y los 200 euros aproximadamente.

La favorita: Tartarium 80 de Ciano

La marca Ciano, especialista en acuarios, filtración, iluminación y accesorios para las peceras ha conseguido con su modelo Tartarium 80, una tortuguera espaciosa, sólida y adecuada para la vida de las tortugas.

Se trata de un tanque de cristal amplio (79 x 29,7 x 24,5 cm), que cuenta con una zona seca de plástico a la que se accede mediante dos rampas. Encima de este espacio se sitúa una tapa de plástico transparente para que los reptiles no se salgan.

Es una tortuguera fantástica a la que se puede acoplar cualquier accesorio, ya sea una lámpara de luz o un filtro para limpiar y oxigenar el agua. De hecho, se recomienda que así se haga, además de comprar algunos otros elementos ornamentales. Aunque en la caja parezca que vienen incluidos, no lo están, tampoco las alfombrillas de la zona seca.

Pese a ser la mejor opción, hay dos objeciones: es una tortuguera para mantener fija en un lugar por su tamaño y sus 8 kilos de peso. Además, el precio se dispara en comparación con otros modelos, aunque las hay más caras, como la Tetra Repto AquaSet.

La más cara (y completa): Tetra Repto AquaSet

¿No le importa gastarse dinero en un acuario completo y de calidad? Échele un vistazo a la Tetra Repto AquaSet, un tanque con un panel frontal inclinado que, incluso, se puede personalizar con dos vinilos.

Este modelo ya viene con todo lo necesario:

  • Un calentador del agua para mantener la temperatura idónea. Los especialistas recomiendan que esté entre los 21 y los 25 grados.
  • Un filtro para eliminar la suciedad y mantener el agua sana e inodora.
  • Una lámpara LED para dar calorcito al reptil o iluminar alguna de las partes de la tortuguera.
  • Una roca que realiza la función de zona seca y comedero, ya que viene con un pequeño hueco para colocarla.
  • Un póster de doble cara para pegar en el panel del fondo. Una de ellas, con motivos infantiles; la otra, con un paisaje propio de los mares del Sur.
  • Productos de alimentación con todos los nutrientes necesarios para las tortugas.

Este kit tan completo hará las delicias de los más exigentes y convertirán la tortuguera en el centro de atención de la casa.

Tortuguera Kleo de Arquivet: modelo clásico

Rebajas

Arquivet apuesta con su modelo Kleo por una tortuguera clásica, funcional y sencilla. Fabricada en plástico, tiene una tapa transparente con una rejilla metálica para acceder al interior.

De fácil montaje, incluye en el set una isla con palmeras que hacen la función de la zona seca. Es evidente que no tienen tanto espacio para nadar como las tortugueras de cristal, pero a cambio no necesitan accesorios porque la limpieza no cuesta nada y, además, se mueve con comodidad.

Es el modelo ideal para aquellas personas que se llevan la mascota a todas partes o para dejarla en casa de los abuelos cuando uno se va de vacaciones. Su precio es más que asequible.

Diseño: tortuguera Madagascar de Zoomed

La tortuguera de Madagascar de Zoomed es un hogar ideal para el cuarto de los niños. Disponible en dos tamaños y varios colores, este modelo está fabricado en plástico e incluye una zona seca a modo de islote con dos palmeras.

De bordes redondeados hacia dentro, evitará que el agua se vierta en los traslados. Porque, aparte de la sencillez en su diseño ‒sin ninguna tapa superior‒, resultará muy fácil de trasladar y de limpiar.

¡Cuidado para aquellas personas que tengan otra mascota en casa! Al ser abierta, el reptil puede resultar una presa apetitosa para un perro o un gato.

Los niños que busquen ponerle una nota de color a su dormitorio, encontrarán en esta tortuguera una atractiva opción a un precio ajustado.

La más barata: tortuguera Pacific de Nayeco

Rebajas

Uno de los modelos más demandados, tanto por su precio, como por su diseño, es la tortuguera Pacific de Nayeco. Si busca calidad y apenas invertir dinero en una pecera, sin duda, este es su modelo.

Totalmente desmontable, está fabricada en plástico como la Madagascar y dispone de un islote con dos palmeras. Lo llamativo es que la isla tiene un par de grutas donde las tortugas podrán meterse en caso de que quieran ponerse a cobijo.

La diferencia con el anterior modelo es que no es abierta y dispone de una trampilla metálica en la parte superior para acceder al interior.

También es fácil de transportar y de limpiar. Basta con quitar la parte de arriba y frotar con una esponja para, posteriormente, aclarar.

El único inconveniente es que el color no se puede elegir. Así que cuando la abra en su casa le podrá haber tocado la Pacific rosa, amarilla, verde o azul. ¡Aunque todas son divinas!

Última actualización el 2018-09-24 at 03:38 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados