Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Aceites de ducha para hidratar la piel con garantías

Los mejores aceites de ducha
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos: 4,67 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

Los beneficios de los aceites de ducha han llevado a un progresivo aumento de su uso. La hidratación de la piel, los aromas frescos y naturales (también los hay sin olor), la variedad y la comodidad de uso son algunos de los motivos de esta expansión.

Qué son los aceites de ducha

Un aceite que incluye ingredientes para que adquiera una textura densa, similar a la del gel, cuando entra en contacto con el agua.

Además de sus similitudes con el jabón o gel de ducha, estos aceites potencian la hidratación de la piel.

¿Cuándo se aplican los aceites de ducha?

No hay una fórmula matemática al respecto ni una sola opción. En cualquier caso, sí que es más que recomendable que se aplique con la piel mojada ya sea después de haber dado un primer secado o incluso cuando todavía se está en la ducha. También se puede verter en un baño de inmersión.

Concentración de aceites naturales: Isdin Ureadin Calm 

Rebajas

Una opción que reúne muchos aspectos positivos a valorar como son la alta concentración de aceites naturales, su suave y agradable espuma y su capacidad nutritiva para la higiene corporal.

A ello suma un tamaño considerable (casi medio litro) y un precio bastante asequible, algo bastante común en este tipo de productos, aunque más caros que los geles de manera notable.

Muy eficaz en el tratamiento de la piel sensible y seca. Por ejemplo, con el uso continuado se perciben notables mejoras en picores o irritaciones epidérmicas.

Otro de sus aspectos positivos, que no es exclusivo de esta opción, es que con muy poco aceite se puede rentabilizar mucho. Es decir, basta una pequeña dosis para sacarle un óptimo rendimiento.

La suavidad en la piel es uno de los efectos más valorados de este aceite recomendable para todo tipo de piel y de edad.

No genera espuma en exceso, pero esa objeción no va en detrimento de sus óptimos resultados.

En el capítulo de indicaciones, no varía respecto a los mismos productos de esta gama. Es recomendable aplicarlo sobre la piel humedecida, masajear hasta generar espuma y luego enjuagar.

Agradable aroma: L’Occitane

Menos cantidad de aceite (cuarto de litro concretamente) y un precio superior sobre la media para una opción que destaca por una mayor densidad y un agradable aroma.

Muy recomendable para alergias de la piel. Entre sus ingredientes destaca la manteca de karité, extraída de unos árboles africanos (su traducción es árbol de mantequilla).

Las propiedades más destacables de este componente es su gran poder de hidratación y nutrición que, sumados, mejoran la elasticidad de la piel. También es muy eficaz para la protección solar.

El modo de uso más conveniente es el masajeo en movimientos circulares hasta que el aceite se empiece a transformar en suave espuma para aclarar luego con agua tibia.

Fórmula natural: Natura

Empecemos por sus posibles objeciones ya que se trata de un frasco de menor capacidad (200 ml), sin olvidar que estos tipos de aceites cunden mucho, y que su precio no es barato en relación incluso a envases bastante más grandes.

Se trata, eso sí, de un producto de gran calidad compuesto a base de aceites cien por cien vegetales que procura la piel muy suave y refrescante.

Otra de las bazas más valoradas por los usuarios es su aroma, algo intenso según gustos, y la agradable sensación de humedad que deja en la piel después de su aplicación.

En versión espumosa: IDP MS

Por precio, bastante más elevado sobre la media de la gama sin resultar excesivo ya que se trata de un envase de tamaño grande.

Se trata de una versión de aceite espumoso orientado, y con eficaces resultados, a la piel delicada tanto del cuerpo como del rostro.

Una de las características principales de su composición es la alta cantidad de vitamina E que incluye entre sus ingredientes.

Si se va a usar en baño de inmersión, en vez de en ducha, la recomendación es verter unas cuatro cucharadas de aceite en una bañera convencional.

Gran capacidad: Aderma

Con su capacidad de medio litro y lo que cunden estos aceites, el precio de esta alternativa resulta altamente económico para lo que puede durar.

A ello suma un comportamiento satisfactorio en pieles delicadas o con alergias. Por tanto, se trata de un producto de una óptima relación calidad-precio.

Sus buenos resultados se perciben también en personas con piel especialmente atópica, es decir, con una excesiva sequedad que puede derivar en escamación, irritación y picores.

Los aceites de ducha son muy útiles para el cuidado de la piel
Los aceites de ducha son muy útiles para el cuidado de la piel

Qué ventajas tienen los aceites de ducha

  • Rápida hidratación
  • Muy eficaz para tratar las quemaduras solares y las irritaciones de la piel en general
  • Son absorbidos con mayor facilidad por la piel
  • Cunden bastante y, en consecuencia, suponen a la larga un ahorro

Aceites de ducha vs Gel

Hay varias. No solo en la evidente de la textura de uno y otro componente sino también en la composición de ambos.

Así, en el caso de los aceites de ducha, hay más de 20% de aceite. Este porcentaje permite que resulte más sencillo enjuagar y que la flexibilidad de la piel sea más prolongada que en el caso del gel.

Este último también lleva surfactantes, detergentes necesarios para limpiar la piel, pero los aceites se diferencian porque la rehidratan nuevamente para que estos componentes de los geles no la deterioren.

Hay incluso quien considera ya que los aceites de ducha son los nuevos geles con la ventaja de aunar limpieza e hidratación en el mismo producto.

Qué ingredientes llevan los aceites de ducha

Agua

En la mayoría de las opciones es el ingrediente principal, aunque con matices. De este modo, los aceites de mayor calidad suelen usar agua termal (aquella que sale del suelo con 5ºC más que la temperatura superficial).

Aceites

Tanto naturales como esenciales caracterizados por sus propiedades calmantes.

Glicerina

Es el más común de los agentes hidratantes que contienen este tipo de productos. Todo un seguro para hidratar la piel.

Surfactantes

Ya hemos aludido a estos componentes incluidos en la mayoría de jabones o geles.

Son detergentes o sustancias espumosas que limpian y permiten que el agua se distribuya de manera uniforme sobre la piel.

Estabilizadores de pH

Imprescindibles para que sean compatibles con los niveles de pH humanos.

Cabe recordar que el pH es una medida de la acidez o alcalinidad de una sustancia. En el caso de jabones y derivados resulta de gran importancia.

Para qué tipos de piel

No solo están indicados para piel seca, aunque, como es obvio tras lo explicado, son altamente beneficiosos en estos casos. Más todavía si después de su uso se refuerza con una crema hidratante.

No obstante, si se tiene una piel grasa hay que señalar que sus efectos positivos son también apreciables y que, por supuesto, su uso no implica ningún perjuicio para este tipo de pieles.

Los beneficios genéricos de estos tipos de aceites no son incompatibles con que haya en el mercado algunas opciones más específicas en función del tipo de piel.

Última actualización el 2021-09-24 at 06:10 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados