Saltar al contenido

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Las mejores bandejas para desayunar en la cama con comodidad

Las mejores bandejas para desayunar en la cama con comodidad
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos: 3,50 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

Si alguien te lleva el desayuno a la cama, mejor ponérselo fácil. Y si eres autosuficiente, también. Nada más adecuado para ello que las bandejas con patas para darte el gusto de hacer la primera comida del día sin salir de la cama o hacerlo ya en el sofá viendo la tele, por poner un par de ejemplos.

De las aquí elegidas hemos situado en cabeza una de patas plegables de la marca Relaxdays por la consistencia y elegancia que le da la madera de bambú, su óptimo tamaño y un precio económico para esta gama.

Rebajas

Cabe recordar que la gama de bandejas con soportes es muy amplia, aunque la mayoría (salvo las de ordenadores portátiles) suele ser bastante versátil de uso.

Qué es y para qué sirve

En el caso de las específicas para desayunar en la cama o sin levantarse del sofá se trata de una bandeja que incorpora patas, en general plegables, para fijar al máximo posible la superficie sobre la que va el desayuno ya que suele colocarse en lugares que no ofrecen garantías de estabilidad por ser mullidos.

También las hay sin soportes para facilitar el traslado del menaje y los alimentos del desayuno de la cocina a la mesa. Suelen llevar asas para hacerlo más seguro.

Qué ventajas tienen las bandejas para desayunar

En la propia definición hemos señalado alguna de las más importantes:

  • Comodidad a la hora de desayunar
  • Estabilidad
  • Manejo más que sencillo
  • Facilitan una buena postura en lugares no muy propicios para ello
  • Gran variedad de diseños
  • En general no resultan caras
  • Una vez cerradas no ocupan apenas espacio

Las mejores cinco bandejas para desayunar

Práctica, elegante y económica: Relaxdays

Rebajas

En la bandeja líder concurren varias características que justifican sobradamente su posición. Así, se trata de un modelo práctico a la vez que elegante a un precio muy económico para esta gama.

En concreto, se trata de una bandeja de patas plegables fabricada en madera de bambú que incorpora además dos asas para llevarla de manera sencilla y segura una vez se cierre el soporte.

Buen tamaño de superficie para darse un buen desayuno en la cama con 50 X 30 cm y con un altura de algo menos de veinte centímetros una vez desplegadas las patas que se reduce a 6,5 cm cuando se pliegan.

Muy ligera con un kilo de peso y con resistencia suficiente para colocar sin problemas varios componentes y alimentos. A ello ayuda que el soporte está firmemente atornillado.

Por la superficie totalmente lisa es una bandeja que se limpiará de manera muy sencilla con un paño una vez se use y que se podrá guardar en un mínimo espacio ya plegada.

Muy vistosa: Artmeer

En la misma línea que el modelo líder, aunque no tan clásica ni tampoco tan económica, aunque resulta un producto asequible.

En concreto está fabricada en la especie de bambú denominada moso o bambú de invierno que es una especie de bambú resistente a temperaturas muy bajas.

El toque de distinción se lo da un revestimiento de pintura negra que le hace perder el tradicional color de la madera, pero también le hace más original.

Patas plegables y asas para el transporte sencillo de un lado a otro. Cuenta con un tamaño notable ya que su parte más larga supera los 55 cm.

Su limpieza no es complicada, pero sí requiere algunos consejos como hacerlo con agua y jabón suave, secarla muy bien y, si se quiere que dure más, no olvidar darle de manera ocasional aceite de bambú.

Sin patas pero muy funcional: Superbe

No podía faltar este modelo adscrito al canon clásico de bandeja de bambú de desayuno sin patas adicionales, pero resistente, con marco alto para la media y unas asas para transportar un copioso desayuno de un lado a otro.

Hay que señalar que, para estar dentro del tipo básico, su precio no resulta demasiado económico, pero también es importante señalar la calidad del material y la fiabilidad de uso.

La sencillez de diseño implica una gran versatilidad ya que, además de para llevar desayunos u otras comidas la mesa auxiliar delante del sofá, por poner un ejemplo muy extendido, puede servir para muchas otras cosas (productos de maquillaje, juguetes pequeños de los niños, objetos de escritorio…etc).

Versión plástico: Plastic Forte

No podía faltar un ejemplo del otro gran tipo de material usado para estos artículos como es el plástico.

Este modelo responde a todas las cualidades: bajo precio, muy ligero y muy fácil de limpiar.

En el otro lado de la balanza, menos consistentes, con acabados más normales y una estética sobria, aunque la variedad de colores en la que se distribuye (cuatro opciones) la atenúe.

Por tamaño está en la media con poco más de medio metro por su parte más larga.

Cara y con cajón: Relaxdays

Cerramos con una distinta alternativa de la misma marca que las bandejas de desayunar líder. Al no tener patas se podría considerar de tipo básico, pero no sería correcto.

El motivo es que incorpora como seña de identidad un pequeño cajón de almacenaje en la parte inferior que le dota de originalidad y también sube su precio.

Por lo demás, bambú de calidad, un tamaño en la media, un producto consistente y muy sencillo de transportar gracias a sus asas.

Bandejas para desayunar: De qué material

Señalamos dos principales:

  • Plástico: Más de batalla, muy prácticas y de fácil limpieza, aspecto este último a tener muy en cuenta. Resistentes a los golpes. Se pueden meter normalmente en el lavavajillas. Las de patas son además muy ligeras.
  • Madera: Principalmente de bambú. Más elegante y vistosa y menos económica que las de plástico. También se limpian bien al tratarse de una superficie no porosa.

Bandejas para desayunar: Qué tipos hay

Principalmente destacamos dos ya señalados:

  • Bandeja básica: Sin soporte y orientadas a llevar de un lado a otro de la casa el desayuno completo. Las más prácticas llevan marco y asas en los lados para facilitar y asegurar este desplazamiento.
  • Con patas plegables: Son las específicas para desayunar en la cama o sentado en el sofá. Dan estabilidad fijando los soportes en una superficie mullida. Suelen ser más caras.

Qué tener en cuenta en las bandejas para desayunar

  1. Tipo: Ya hemos detallados cuáles son las funciones principales de cada uno de ellos. Si se va a usar para trasladar el desayuno desde la cocina al comedor o a la terraza, una básica con asas. Si el cometido prioritario va a ser desayunar en la cama, ya sea por placer o por necesidad por convalecencia, se hace imprescindible una con patas plegables.
  2. Material: Si se quiere una bandeja de batalla, que se vaya a usar muy a menudo y se quiera ganar tiempo en su limpieza posterior, una de plástico. Si se quiere primar el lado estético y no importa gastar algo más, una de madera de bambú será ideal.
  3. Peso: Factor muy vinculado al material y que no se suele ser un problema en esta gama. En todo caso, más ligeras las de plástico, pero si es endeble habrá que tener cuidado con lo que se pone encima.
  4. Diseño: En la vertiente estética no habrá ningún problema ya que hay un amplio catálogo para todos los gustos. También hay una lectura práctica ya que, por ejemplo, si se opta por patas plegables en vez de fijas, una vez usada ocupará mucho menos espacio.

Última actualización el 2022-09-25 at 08:20 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados