Saltar al contenido

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Todas las ventajas de los cascos abatibles y los cinco modelos más recomendados

Todas las ventajas de los cascos abatibles y los cinco modelos más recomendados
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

El casco es una extensión de la moto. Una garantía de seguridad que, con el tiempo, ha evolucionado de manera galopante en la calidad de los materiales y en la variedad de los diseños.

En este caso nos centramos en una opción especialmente cómoda como es el casco abatible.

De entre los seleccionados hemos situado en primer lugar uno de la marca Westt por su doble visera, buen material para la absorción de golpes, fácil apertura del frontal y precio económico.

En general, es una alternativa orientada a aquellos usuarios de estos vehículos que prefieren un casco abierto a uno e integral, pero, además, buscan un plus de protección.

Cascos abatibles: Qué es

Un casco integral que incorpora una mentonera abatible que se puede subir con facilidad para realizar tares ordinarias (comer o beber, por ejemplo) sin necesidad de quitártelo.

Diferencia con el integral

Es decir, aúna las funciones de caso abierto e integral y le diferencia de este último es que el abatible o modular (también se denomina convertible, aunque hay matices diferenciadores entre unos y otros) se puede abrir por la parte delantera y el integral no.

Ventajas e inconvenientes de los cascos abatibles

Entre las primeras destacamos las siguientes:

  • Polivalentes ya que, como hemos apuntado, pueden hacer funciones de casco abierto e integral
  • Muy cómodos para evitar quitarse el casco entero para hacer algo puntual
  • Muy recomendado para personas que se sientan agobiadas con el integral
  • Mayor protección que un casco abierto

En el caso de las desventajas:

  • No son tan herméticos como los integrales y, por tanto, la seguridad es algo menor sin alarmismos ya que los modelos actuales cumplen de manera satisfactoria
  • Al tener más de una pieza hay componentes, como el sistema de apertura y cierre, que pueden influir en su rendimiento
  • En caso de viento se percibirá más ruido

Con doble visera: Westt

Un modelo que cumple bien por un precio asequible para esta gama. Entre sus características a destacar, una doble visera compuesta por una pieza de policarbonato antiarañazos y otra para protección de la radiación solar.

En cuanto a los materiales de fabricación opta por una carcasa de ABS con EPS para la absorción de impactos. No son materiales punteros, pero para el desembolso que exige este producto se pueden considerar correctos.

El acrilonitrilo butadieno estireno (ABS) es un resistente derivado plástico fabricado con la mezcla de tres componentes que se usa, por ejemplo, en numerosas partes de los coches como las consolas y paneles del salpicadero.

Por su parte, el EPS es el poliestireno expandido de uso muy común ya que no es otra cosa que la espuma expandida en forma de bolitas que se usa en numerosos productos como protector.

Muy ligero de peso (poco más de 1,5 kilos) y con un agresivo y deportivo diseño. Cuenta con cinco puntos de ventilación regulables. En suma, un casco modular de gama baja que cumple con holgura para su precio.

Gran pantalla transparente: LS2

Para gustos ya se sabe que los colores, pero no se le puede negar a este modelo el impacto visual de su diseño. Destaca en él una gran pantalla de policarbonato que deja a la vista la cara completa.

En este caso el material gana en calidad con el recurso a la fibra de carbono. También es más caro que el anterior dentro de la gama asequible.

En su interior, el material usado para la absorción de impactos es EPS, el más común para este cometido. Hay que señalar que el material que reviste la espuma expandida es extraíble y fácil de lavar.

En cuanto a la mencionada y holgada pantalla lleva incorporado un tratamiento antirrayas y película Pinlock para evitar que se empañe.

Cómodo y versátil, con el riesgo, como el resto de estos cascos modulares, de oír algo más de ruido a partir de ciertas velocidades, y, en resumen, con una buena relación calidad-precio.

Opción premium: Shoei Neotec 2

Un modelo de altísimo nivel de una de las marcas punteras en este sector. Aunque se intuya no está de más advertir de su principal desventajas que está en la etiqueta del precio. Muy elevado sobre las opciones más básicas.

Como también es lógico, los materiales, acabados y la consecuente seguridad es máxima. Como dato elocuente del salto cualitativo, se trata ya de un casco modular que supera los 2,5 kilos de peso y que, así y todo, es ligero para su nivel.

En concreto, la calota está compuesta de una mezcla de fibras de vidrio y fibras orgánicas con gran capacidad para distribuir la energía de los impactos.

Otros aspectos que denotan su categoría son un cierre de seguridad micrométrico de acero inoxidable o un sistema de bloqueo de total garantías para la parte frontal y abatible del casco.

Para uso limitado: Acerbis

En el extremo opuesto de la balanza por precio este modelo que destaca por su módico precio dentro de este segmento de artículos.

En este contexto, las prestaciones son limitadas, pero pueden ser útiles en función del uso que se haga de él.

No es, por supuesto, la opción más aconsejable para viajes por carretera, pero lo puede ser para moverse por la ciudad.

Está fabricado con la resultante de una combinación con prevalencia del plástico ABS (55%) con porcentajes menores de poliéster, poliestireno y policarbonato.

Con Bluetooh: Yyf001

Una alternativa que tiene como plus más señalado la incorporación de Bluetooh y que no pasará desapercibido gracias a un diseño particularmente llamativo.

En la gama media por precio, se trata de un casco fabricado también en su mayor parte con ABS en la carcasa y EPS en el interior para amortiguar los golpes. El forro interior que reviste la espuma se puede sacar con facilidad para su lavado.

En cuanto a su baza más relevante, la conexión Bluetooh tiene un tiempo de trabajo estimado de 12 horas.

Qué tipos de cascos abatibles hay

Hay diferencias semánticas y de matiz sobre las características de este tipo de cascos. De este modo podemos distinguir:

  • Flip up: En este tipo de cascos modulares la mentonera se pliega y se fija cuando no se usa. Se puede levantar sin necesidad de desengancharla del casco. Protege de manera total la cara y queda al aire fácilmente cuando te paras.
  • Con almohadillas: Se suelen identificar con los conocidos como convertibles. Incorpora almohadillas extraíbles en las mejillas con broches de presión. Se puede quitar solo de un lado. Al quitarlas el flujo de aire es mayor.

¿Qué es la homologación P/J en los cascos abatibles?

Las siglas /P y /P-J tienen gran relevancia en esta gama. Así, informan de si se puede viajar el casco abatible en configuración abierta o cerrada.

Este identificador se encuentra en la etiqueta de homologación que va en la correa del casco.

Estos cascos pueden homologarse en las versiones integral (“P” es protective) o con doble homologación (“P/J” indican protective/jet).

Si lleva la “P” no se puede viajar con la mentonera abierta y sí cuando las siglas que vienen son “P/J”.

Qué tener en cuenta en los cascos abatibles

Los factores a valorar antes de la elección difieren poco del resto de cascos:

  1. Material: En este aspecto no se diferencia de otro tipo de casco. Hay que fijarse en el material de la calota (así se conoce la parte externa del casco). Entre las opciones están, entre otras, el plástico ABS, la fibra, el carbono o la resina termoplástica. En cuanto al interior, para la absorción de golpes se usa de manera abrumadora la espuma expandida EPS configurada a través de pequeñas bolitas.
  2. Tipo: Este sería el apartado más específico de los abatibles con las distintas opciones ya mencionadas de flip up o con almohadillas extraíbles.
  3. Talla: Poco que añadir ya que la importancia de elegir la adecuada se cae por su propio peso.
  4. Cierre: En estos cascos abatibles específicos, a la obviedad de buscar cierres lo más seguros posibles se añade el sistema de apertura y cierre del frontal que es la seña de identidad. Hay que asegurarse de que este sea hermético ya que, de no serlo, se percibirá más ruido y, lo que es más grave, mermará su fiabilidad.
  5. Acolchados: Los acolchados del interior han de ser cómodos y, a poder ser, extraíbles para lavarlos con facilidad.
  6. Homologación: Ya detallada en el apartado anterior. La “P/J” es la que permite viajar con casco cerrado y abierto.

Última actualización el 2022-09-25 at 11:20 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados