fbpx Los mejores pies de gato para escalar con mejor agarre y mayor agilidad · CompraMejor.es Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Los mejores pies de gato para escalar con mejor agarre y mayor agilidad

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

Ya solo su sobrenombre dice mucho de este producto que se utiliza en distintas modalidades de escalada.
Los pies de gato potencian la sensibilidad del pie, facilitan la agilidad y el agarre, se ajustan como si fueran una piel adicional y resultan de enorme utilidad para realizar este tipo de actividades.

De entre los modelos seleccionados elegimos en primer lugar el modelo Kamae para principiantes de la marca Garra por su óptima combinación de adherencia y durabilidad. El precio resulta muy económico en función de su buen rendimiento.

¿Qué son?

Es un tipo de calzado muy específico orientado a la escalada que procura una gran adherencia gracias a unas suelas especiales de goma.

Estos refuerzos de goma se sitúan tanto en el frontal como en los laterales.

Otras de sus cualidades son su enorme ligereza y flexibilidad que facilita enormemente ajustar la planta del pie a los salientes de las rocas.

Es imprescindible que se ajusten bien al pie para que su eficacia sea total.

De qué están hechos

De piel ya sea esta natural o sintética. Aparte de las diferencias más recurrentes, como el precio, optar por un material u otro es también muy importante a la hora de elegir la talla.

El motivo es que los de piel natural ceden bastante más que los sintéticos. En consecuencia, mejor comprarlos más ajustados con vistas a la más que probable holgura. Una vez ocurra, lo que costará alguna inicial molestia, se ajustan mejor al pie y son mas caros.

Más que en el rendimiento durante las escaladas la diferencia está en la mayor durabilidad de los fabricados en piel natural, más común en Europa, sobre los sintéticos, más expandidos en los Estados Unidos.

Clases de horma

En los pies de gato se distinguen habitualmente dos clases:

Simétrica: Orientada a aquellos que se inician en la práctica. Su prioridad es la comodidad sobre la precisión del ajuste en la roca.

Asimétrica: Tiene un componente mucho más técnico. La diferencia principal y sustancial es que su forma exige que la fuerza de la pisada se cargue sobre el dedo gordo del pie, un factor que potencia bastante la precisión.
Tipos de suela

Duras: Diseñadas para escaladas verticales y para apoyarse en rocas pequeñas. La consistencia del material permitirá descansos sin sufrir molestias en la planta del pie. Estas cualidades van en detrimento de la sensibilidad.

Blandas: Orientadas a desplomes (secciones de roca con una inclinación más que vertical), techos o chorreras (formaciones de roca por depósitos de cal diluidos en el agua con forma de columnas verticales).

Todos estos retos en la escalada exigen, y eso proporciona este material, adherencia y sensibilidad en la planta de los pies. La suela se ha de deformar para ahormarse a la roca. Tobillos y dedos sufren más.

Podemos también distinguir tipos diferentes en función de su nivel de adherencia. Incluso en los últimos años se han introducido suelas curvadas que tratan facilitar algunos agarres en techos o desplomes.

Con qué empezar

Si te aficionas a la escalada tus primeros pies de gato es recomendable que sean de suela rígida, plana y con un buen grosor.

Como objetivos prioritarios se han de marcar la polivalencia del calzado y, sobre todo, la comodidad. Además, como lo normal es desgastar mucho las suelas, mejor que sean de un buen grosor de cara a la duración del producto.

Cuidado con la talla

En un calzado destinado a estas actividades acertar con el número más adecuado no es un reto menor. Para empezar, la talla puede variar según el fabricante.

Si eres principiante, tampoco es imperativo que lleves los pies de gato muy ajustados, pero cuando se va ganando en destreza ya es otra cosa.

Como consejo genérico, sin entrar en cuantificaciones, hay que procurar sobre todo que no haya espacios vacíos dentro del calzado.

Criterios previos

Antes de proceder a la compra de unos pies de gato sugerimos algunos factores a tener cuenta, en algunos de ellos ya hemos reparado:

Talla idónea: Además de lo ya aportado, indicar que debemos de evitar que, en cualquier caso, nos queden grandes ya que la precisión es menor y la sensibilidad en el pie también.

Morfología del pie: El ancho del pie es el primer referente que tenemos que mirar antes de elegir el calzado que mejor se nos adapta. Como división muy genérica podemos hablar de pie estrecho (egipcio) y ancho (griego).

En el primer caso, los dedos van en claro tamaño descendente desde el gordo configurando una forma puntiaguda y en el segundo los dedos son más bien cortos y cuadrados de forma en su conjunto.

Tipo de escalada: Tan obvio como fundamental. Hacemos un breve repaso.

  • Suela más suave para superficies que sobresalen y que tienen buen agarre. Se caracteriza este calzado por su sensibilidad y flexibilidad.
  • Suela rígida y cómoda para rutas largas y verticales que se caractericen por agarres de mucho ángulo y poco tamaño.

Material: Piel natural o sintética (diferencias ya explicadas).

Cierre: Mencionamos tres tipos principales:

  • Cordones: Buen ajuste y más blandos. Aconsejables para escaladas en vías largas.
  • Velcro: Más cómodos de quitar y poner. Muy aconsejables para subir bloques de roca o paredes pequeñas.
  • Bailarinas: Se adaptan muy bien al pie, son cómodas y el rendimiento suele ser óptimo.

Garra Kamae: Cómodos y polivalentes

Un calzado que ofrece un excelente rendimiento a un precio muy económico en función de su calidad y de lo que ofrece. Entre otras cosas, dos requisitos muy a valorar como son la adherencia y la durabilidad.

Al ser de piel natural hay que afinar en el número más si cabe y tener en cuenta que, como dan de sí, mejor, con carácter general, pedir medio número más.

Es una modelo bastante versátil con el que se pueden afrontar largas sesiones en rocódromo y escaladas deportivas o en pared sin problema alguno.

Además de la polivalencia en distintos ámbitos también es una buena opción para el principiante y para el usuario con más horas de roca.

En el caso de los primeros, su suela rígida y de notable grosor le hace muy adecuado para las primeras incursiones.

El diseño de la puntera está concebido para que se cumpla una de las máximas de estas actividades como es que no queden zonas vacías en el interior de tal modo que el material de los pies de gato sea en la práctica una segunda piel.

Para el cierre han optado por el velcro que si bien es más fácil de quitar y poner, a la hora de fijar es menos contundente que los cordones que muchos aficionados prefieren para ir más seguros.

Five Ten Anasazi Lace-Up The pink: Para niveles avanzados

Un modelo destinado ya a personas con nivel en la escalada. No resulta económico, pero la calidad y la confortabilidad que ofrecen en incursiones en rocas complejas hace que, si se es ya un avezado escalador, merezca la pena.

Su calidad está más que contrastada, así como su versatilidad. Otra cosa es su arriesgado color que despierta discrepancias.

El diseño redondeado de su puntera hace que los dedos encajen de manera muy natural con la consecuente comodidad.

Al ajuste, ya de por sí óptima, ayuda todavía más la alternativa de los cordones para cerrarlos.

Que no es para principiantes se evidencia en una suela muy fina (apenas llega a los dos milímetros) que ayuda mucho al agarre.

Siempre que se tenga, claro está, una depurada técnica para saber dónde hay que colocar los pies de gato sin riesgo de dañarse.

La Sportiva Tarantula: Eficaces y vistosos

Muy buena elección también para iniciarse. A sus cualidades de ajuste y comodidad añade un vistoso diseño y un amplio catálogo de colores. Cumplen perfectamente también en rocódromos.

Como es preceptivo para recomendarla a quienes empiezan en estas actividades, la suela es bastante gruesa y el producto cuenta con una acreditada durabilidad.

La parte superior está fabricada con material sintético, pero al no llevar forro transpira mejor.

Su confortabilidad les hace muy adecuados para incursiones de tiempo prolongado. Se ajustan bien con su sistema de cierre de velcros escalonados que se cruzan en diagonal para dotarlos de mayor firmeza en el agarre al pie.

Scarpa Helix: Para principiantes hábiles

Versátiles en cuanto a grado de pericia en la escalada. Igual pueden valer para un principiante con habilidad que para alguien que ya tiene una técnica más depurada.

La suela es menos gruesa que en los modelos más propios de quienes se inician, pero protege del dolor en caso de mala pisada sin que por ello se pierda sensibilidad al posar la planta en los salientes de las rocas.

Está reforzado tanto el talón como la puntera de tal modo que se mejora de manera notable el agarre. Están revestidos en cuero.

Five Ten Hiangle: Término medio

De gama media-alta, este calzado ya está orientado a practicantes habituales de las distintas disciplinas de escalada.

Viene a ser un termino medio entre los modelos estándar y los más agresivos propios ya de gente con muchas horas de roca y técnica depurada.

Sin embargo, el grosor de la suela (4 mm.) lo acerca más a las características que son propias de los pies de gato de principiantes.

El precio, sin embargo, es más elevado.

Última actualización el 2020-09-20 at 13:21 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados