Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Los mejores sensores wi fi para controlar en remoto puertas y ventanas

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos: 3,80 de 5)
Cargando...

Cualquier dispositivo de seguridad para la casa es bienvenido y más cuando ocupa poco espacio y resulta altamente eficaz.

En este escenario se mueven los sensores de apertura Wi Fi para puertas y ventanas que aquí analizamos.

De entre ellos, destacamos un modelo de la marca Panamalar debido a sus amplias prestaciones tecnológicas por un precio que resulta económico para una casa de dimensiones convencionales.

Para calcular el presupuesto hay que tener en cuenta que lo normal es instalar más de un sensor.

Están pensados fundamentalmente para ser una sencilla y a la vez práctica medida de seguridad en el hogar.

Qué son y para qué sirven

Es un pequeño dispositivo magnético inalámbrico que sirve como herramienta de control de entradas y salidas de personas, avisa de la apertura o cierre de puertas y ventanas o de la entrada en lugares restringidos.

En el caso específico de los que funcionan con wi fi, tienen incorporada una tecnología inteligente para conectarse fácilmente a un sistema de seguridad monitorizado.

De este modo, se envían alertas a los móviles a través de las correspondientes aplicaciones si se detecta algún incidente o se puede ver quién ha entrado en casa si se cuenta con un sistema de cámaras de seguridad.

¿Cómo funcionan?

En síntesis, la mayoría de los sensores utilizan imanes para crear un campo cuando están cerrados. Una vez que ese campo se rompe, el sensor se activa y le envía una alerta o hace sonar una alarma.

Hay que tener en cuenta que la instalación incorrecta puede interferir con este campo y causar falsas alarmas. Por lo tanto, hay que asegurar que las dos piezas principales, el sensor y el imán, estén niveladas y alineadas.

Esa sería la doctrina clásica ya que en estos dispositivos wi fi su funcionamiento pasa por una sencilla configuración entre el sensor y el smartphone.

Así, al encenderlo ya se conecta con la aplicación y ofrece los distintos menús. Se selecciona el lugar donde va a ir (puerta, ventana, armario….) y, una vez hecho, se introduce la contraseña wi fi de la casa y a funcionar.

¿Dónde se colocan?

Los marcos de las ventanas y puertas son los emplazamientos más habituales para los sensores de contacto, pero, en función de las prioridades a vigilar, se pueden poner también en cajas fuertes, cajones con cosas valiosas o botiquines.

El tipo de marco de puerta, por ejemplo si tiene la moldura alta, marcará la colocación de estos avisadores.

En todo caso, sea cual sea la ubicación hay que procurar que quede bien alineado e integrado en puerta o ventana. Se instalan mediante un tornillo, un imán o una tira autoadhesiva.

¿Cómo se controlan?

Se pueden controlar de manera muy sencilla a través del mando a distancia que incorpora el sensor o mediante la aplicación correspondiente en el smarphone.

El mando a distancia permite encender, apagar o probar la batería. Si está conectado al móvil se puede graduar el volumen y el sonido de la alarma.

Las alarmas para puertas más usuales utilizan el smartphone para recibir automáticamente notificaciones móviles cuando la puerta está abierta sin necesidad de estar en la casa.

Qué tipos hay

  • De superficie: Suelen ser los más asequibles y se instalan con imanes en la superficie de la puerta o de la ventana.
  • Empotrados: En el interior de los marcos con objeto de hacerlos menos visibles.
  • De desaparición: Los más minimalistas y prácticamente indetectables. Son tan discretos que se pueden mezclar con los objetos de la casa.

Qué ventajas tienen

  • Más seguridad: Primera y obvia ventaja para la casa al saber en cada momento si hay aperturas sospechosas e indeseadas.
  • Protección de los niños: Una protección adicional y muy importante para controlar las posibles travesuras y consecuentes riesgos que corran los más pequeños de la casa.
  • Efecto disuasivo: En el caso de que alguien quiera entrar a robar el hecho de que se salte una primera alarma al superar una puerta puede disuadir de continuar con los planes.

A tener en cuenta

Si lo que se pretende es tener un pleno control de la casa mientras se está fuera de ella la opción ha de ser adquirir sensores con aplicaciones móviles y alertas.

Aquellos con conexión wi fi, que son los que aquí se analizan, tienen la posibilidad de enviar las actualizaciones de manera directa al smartphone.

Los asistentes inteligentes (ya sea Alexa, Apple HomeKit o Google Assistant) cuentan con conectividad con este tipo de sensores de puertas y ventanas.

¿Cuántos hay que poner?

Resulta de una lógica aplastante decir que cuantos más se pongan más segura estará la casa. Si se trata de una vivienda de bastantes metros cuadrados es recomendable, al menos, instalar sensores en las entradas principales y en las ventanas más grandes de abajo.

Cómo probarlos

A través del teléfono móvil si se controlan a través de una aplicación específica.

En el caso de otros modelos más básicos cuentan con un botón de prueba adicional que puede presionar para probar la alarma o el chirrido del sensor.

Es muy recomendable probar los sensores por uno mismo antes de dejar que lo prueben otros, no funcionen y desvalijen la casa.

Panamalar: Muy completo y práctico

Muy completo, muy práctico, muy fácil de instalar y a un precio razonable para poner más de una unidad en una casa de dimensiones convencionales.

Si surge alguna incidencia en la vivienda suena una campanilla durante unos 30 segundos en el móvil y envía un mensaje.

No necesita ningún tipo de cableado y lleva de serie dos baterías preinstaladas que no resultan ninguna preocupación ya que su duración es muy prolongada (hablamos de más de un año).

Es tan sencillo como poner un tornillo al marco de la ventana o de la puerta o ni siquiera eso ya que tiene opción adhesiva.

Si fácil es la instalación, la configuración no le va a la zaga. Se puede dividir en tres pasos bien definidos.

Primero, chequear que el sensor y el smartphone comparten la misma red wi fi. Descargar la aplicación correspondiente, en este caso Smart Life y, por último, registrar una cuenta y buscar en el menú la opción puerta o ventana.

Aktivstar: Con historial de notificaciones

Muy buena relación calidad-precio en este sensor de similares características. Muy pequeño y fácil de adherir con las cintas que trae una de las partes a la puerta y la otra al marco.

Como es norma, comprobar que se ponen en la dirección correcta y que estén muy cerca y alineados con la puerta cerrada para que funcione bien el sistema de aviso.

Además de las notificaciones puntuales a través del smartphone, tiene la opción de un historial que da cuenta de los días y horas en los que se ha abierto la ventana o la puerta.

Es un complemento no menor ya que, gracias a él, si no has tenido acceso a la red durante un tiempo luego podrás saber si se ha producido alguna apertura imprevista.

La batería, como es propio de estos dispositivos, se prolonga durante más de un año. Tiene conexión con Alexa y tiene otros recursos como poder conectarlo con una bombilla inteligente y hacer que se apague o encienda en función del movimiento de la puerta.

Konyks Senso: Muy versátil

Óptimo sensor para controlar desde la distancia a través del móvil. Incluso te permite configurar a través de los asistentes inteligentes el apagado o el encendido de luces.

También cosas menos domésticas como que si la puerta se abre el asistente te pueda dar el tiempo o las últimas noticias.

Muy versátil y combinable en el mundo de la domótica con opciones que muchas veces no resultan muy prácticas, todo sea dicho.

La aplicación propia de este modelo está basada en Smart Life que pasa por ser la más fiable en esta gama.

Owsoo: Muy económico

Sensor más económico y buen rendimiento sin alcanzar en algunos casos las sofisticaciones de modelos precedentes.

Útil, con rápida respuesta y envío de mensajes al móvil en el caso de alguna incidencia.

Las objeciones puntuales, que las hay, pasan por la configuración y su conectividad con Alexa.

En general, sin embargo, es valorado por su eficacia y facilidad de instalación y uso con una relación calidad-precio muy buena.

Koogeek: Por parejas

Este modelo, más correcto en plural ya que incluye dos, no emite un sonido de alarma sino que envía notificación de incidente al móvil.

Ofrece monitorización todo el día y, una vez configurada con su red de wi fi, se puede usar con cualquier otra.

Si se instala más de un dispositivo, todos los estados de puertas y ventanas sde muestran de manera simultánea.

Como en los casos anteriores, muy pequeños de tamaña y sumamente fáciles de instalar.

Última actualización el 2020-11-25 at 19:21 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados