Saltar al contenido

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Las mejores cinco sillas de ruedas para mejorar la movilidad de los perros

Las mejores cinco sillas de ruedas para mejorar la movilidad de los perros
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

Las mejores sillas de ruedas para que los perros se recuperen y puedan pasear

Que la mascota es un miembro más de la familia es innegable para los amantes de los animales. Su cuidado y atención se traduce en un catálogo amplísimo de artículos que no se olvida de las posibles dolencias o las consecuencias del paso del tiempo en estos fieles acompañantes.

Es por ello, que las sillas de ruedas para perros son complementos necesarios, aunque indeseados, cuando les ocurre algo que precise, por ejemplo, una convalecencia o una ayuda para caminar por falta de fuerza motriz.

Qué es

Un dispositivo ideado para posibilitar que los perros con problemas en sus extremidades, ya sea por un hecho traumático como un accidente o enfermedad degenerativa, puedan moverse y, dentro de sus limitaciones, recuperar su vida anterior al hecho que les exige usarla.

Este segmento de artículos ha evolucionado de manera muy rápida ya que, no hace tanto tiempo, las soluciones que se buscaban tenían un carácter claramente artesanal y estaban vinculadas al ingenio y la habilidad del humano.

Qué ventajas tiene

Señalamos algunas:

  • Recuperación de la autonomía y movilidad del animal
  • Mejora del estado de ánimo
  • Posibilidad de realizar sus necesidades sin problema
  • Con su uso la masa muscular se mantiene e incluso se puede mejorar evitando así las consecuencias de una inmovilidad prolongada
  • Las mejoras derivadas también se extienden, por ejemplo, a ser un sistema preventivo contra la formación de úlceras

Adaptable para razas pequeñas: Fditt

Tal y como ya se ha destacado, las sillas de soporte trasero son las más comunes y, en consecuencia, es lógico colocar como líder a una que se atiene a esta configuración. Señalar que, con carácter general, no se trata de productos baratos.

En este caso suma óptimas cualidades como su carácter ajustable que amplía el margen para el tamaño de la mascota (puede servir incluso para gatos) y su gran ligereza gracias a la aleación de aluminio en la que está fabricada.

En todo caso, no hay que olvidar que tienen tallas y que, por ejemplo, esta opción en concreto serviría para mascotas de entre cuatro y diez kilos de peso.

Se trata de un modelo con las ruedas pequeñas que, como ya se ha aconsejado, está más orientado a perros que vivan en ciudades, con espacios que exijan una mayor y mejor maniobrabilidad.

El montaje de las piezas no reviste gran dificultad, pero si no se tiene ese don del ‘manitas’ es importante leer con atención las instrucciones y proceder en consecuencia.

Cuando hablamos de comodidad en estos dispositivos hay que tener siempre presente cuál es su objetivo. Es decir, ni se trata de un juguete ni se le pone al animal por gusto.

Por lo tanto, es importante tener paciencia con su actitud una vez colocado ya que, por ejemplo, podrá hacer sus necesidades, pero no de manera normal.

Más campestre: Cora Pet

Una alternativa muy distinta por un precio razonable dentro de la media de la gama. Se trata de una silla para patas traseras orientada ya a perros de tamaño medio.

Para hacerse una idea de las razas para las que resultaría útil, en el caso de la longitud va del medio metro a los 75 cm y, en cuanto al peso, de 25 a 40 kilos.

Otra diferencia sustancial sobre el anterior es que esta silla incorpora unas ruedas de diámetro mayor, similares a las de una bicicleta de niño pequeño, y con una cubierta mucho más adecuada a espacios campestres.

En cuanto al material no varía ya que se decanta también por el aluminio, el material más usado, lo que le hace ganar en ligereza.

Los cinturones son ajustables y cumplen su función a satisfacción con el objeto de dotar a la silla de mayor seguridad.

De cuatro ruedas: Tellmnz

Una opción distinta que atiende otras necesidades. Un modelo con cuatro ruedas, aunque para ser más exacto podemos hablar de dos ruedas traseras y dos ruedines delanteros.

El objetivo principal es ayudar a la mascota con las partes traseras, pero, al tener también desplazamiento delantero le ayuda en las delanteras si las tiene también débiles.

Como ya hemos advertido, no son productos baratos en general y este menos todavía ya que está aconsejado para perros de tamaño medio-grande (de 20 a 40 kilos).

Como en la mayoría de los casos, la estructura esta fabricada el aluminio y el montaje requerirá cierta habilidad y paciencia.

Máxima adaptabilidad: Ortocanis

Como el nombre de la marca indica es esta una silla de precio muy elevado como lo suelen ser los ortopédicos. Más teniendo en cuenta que es para perros pequeños.

A cambio, una calidad y eficacia superior gracias a su estudiada configuración.

Un andador totalmente adaptable para este tipo de razas, complejo en su diseño y con una altísima calidad de sus materiales.

Es importante en todas, pero si cabe más en esta por la precisión de su diseño medir con exactitud la distancia entre el suelo y la ingle del animal.

Básica y económica: Cora Pet

Cerramos con una marca que ya ha aportado otro modelo. En este destaca por encima de todo, al contrario que en el anterior, un precio muy económico para este segmento de artículos.

Como es previsible, se trata de un armazón muy básico sin prácticamente aditamento alguno más allá de las imprescindibles ruedas y las sujeciones reforzadas para no dañarle el cuello.

Esta orientado a perros de raza pequeña y a gatos y cuenta con un montaje más sencillo acorde con el modelo.

Las sillas de rueda para perros posibilita que se puedan mover mientras se recuperan en sus extremidades
Las sillas de rueda para perros posibilita que se puedan mover mientras se recuperan en sus extremidades

De qué material

Entre los más recurrentes indicamos los que siguen:

  • Acero
  • Aluminio (las más ligeras y resistentes son de aluminio extrusionado)
  • Metacrilato
  • PVC
  • Espuma densa (las más versátiles para las ruedas)

Qué tipos hay

Soporte trasero

La variedad más extendida en esta específica gama. Lleva dos ruedas en la parte de atrás, un soporte para el apoyo de la pelvis y se complementa con un arnés para la seguridad de la mascota.

Está muy indicado para la convalecencia y rehabilitación tras una operación. Es importante tener en cuenta que resulta eficaz siempre que, pese los problemas en las patas traseras, la resistencia anatómica restante sea buena.

Soporte frontal

Especifica para aquellos perros que tienen los problemas en las patas delanteras, pero que tienen buen rendimiento con las traseras para compensar la deficiencia.

Quad support

La más específica ya que se usa tras intervenciones de cirugía espinal o para perros que, por enfermedad degenerativa o similar, tengan débiles todas sus extremidades y no puedan aguantar su propio peso. Cuenta con dos ruedas en la parte delantera y otras dos en la trasera.

De qué medida

Como hemos ya indicado, en sus orígenes este tipo de dispositivos dependía del ingenio y de la habilidad humana. Eran artesanales y, por tanto, no había patrones uniformes.

La rápida y enorme evolución del mercado ha procurado que, en la actualidad, este apartado se resuma en la recomendación de adquirir una adaptable tanto en altura y anchura como en longitud que, no solo se adapta a más razas, sino al propio crecimiento de la mascota si se trata de una larga enfermedad.

Qué tener en cuenta

Ruedas

Como es lógico, la parte imprescindible de estos dispositivos con independencia de su número en función del modelo.

La elección tendrá mucho que ver con el hábitat más habitual del perro, por ejemplo si vive en ciudad o en el campo.

En el primer caso, para mascota urbana, es mejor que las ruedas no sean demasiado grandes para facilitar el manejo.

Para campo, por el contrario, ha de ser mayor y el material elegido el más resistente posible debido a la orografía y sus mayores riesgos.

Materiales

Ya hemos enumerado en un apartado concreto los más comunes. Como parámetros generales, señalemos que han de ser resistentes y ligeros. También es una baza importante que sean antioxidantes.

Repuestos

Un factor no menor. Antes de decidirse por un modelo es conveniente cerciorarse de que tiene piezas y recambios para que no haya problemas en caso de avería o percance de la rueda.

Medidas

Totalmente vinculadas al tamaño y peso del perro como es evidente. Entre las medidas a calibrar está la distancia del suelo a la ingle del animal.

En todo caso, ya hemos adelantado que hoy las sillas adaptables solucionan muchos de estos problemas y que son muy aconsejables. A ello suman que suelen ser plegables y, por tanto, ocupar poco espacio.

Modo de limpieza

Vaya por delante que no se trata de una tarea nada compleja. En su gran mayoría tanto los materiales de fabricación como la facilidad para desmontar piezas contribuyen a ello. Como ejemplo de referencia, será suficiente con darle un lavado con agua y jabón una vez por semana.

Última actualización el 2022-07-06 at 16:02 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados