Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Las mejores sillas para esperar con comodidad a que piquen los peces

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

La paciencia es la virtud más apreciada en la disciplina de la pesca. Si las esperas se hacen largas, mejor pasarlas lo más cómodo posible. Las sillas específicas para pesca han aumentado su variedad de manera notable.

Materiales de fabricación, diseños, sistemas de plegado, peso, resistencia, calidad del montaje y, por supuesto, precio son algunos de los factores a tener en cuenta a la hora de comprar uno de estos productos.

La diversidad de oferta obliga, o al menos conviene que así sea, a tomarse tiempo en decidirse siempre en función de la frecuencia del uso, de dónde se va a usar con mayor asiduidad y de si es un principiante o un usuario avezado.

De entre las sillas comparadas hemos elegido el modelo WEH De Luxe de la marca Meerweh. No está en el segmento de las más baratas, pero sí de las más completas tanto por estabilidad y comodidad como por espacio para guardar complementos.

El uso de una silla de pesca proporciona más tiempo de actividad y más disfrute de esta afición. Además, son muy versátiles ya que también son muy útiles para acampada (de hecho, a veces se denominan de manera indistinta silla de pesca o silla de cámping) o para reposar en las paradas de rutas de senderismo.

¿Qué características las definen?

Los descriptores seleccionados para definir una buena silla de pesca serían los siguientes: ligera, cómoda, portátil y duradera. Si encima es barata, mejor.

Principales factores a tener en cuenta

Comodidad: Evidentemente, el factor principal en una actividad que se puede prolongar mucho tiempo. Sentarse en ella antes de decidir o no su compra es un consejo imprescindible.

La mayor o menor comodidad viene determinada por aspectos tales como la solidez de la estructura, el acolchamiento del material de fabricación y la amplitud de los soportes tanto para la espalda como para los brazos.

Estabilidad: Está estrechamente vinculada al tipo de orilla en el que se vaya a usar la silla. Las de más calidad tienen los pies ajustables para adaptarse al terreno.

Tamaño: La silla fija suele ofrecer mayor comodidad, aunque, como es obvio, el espacio que ocupa es notablemente mayor.

En general, las plegables son las más comunes ya que los aparejos de pesca ya suponen bastante carga para añadir componentes. Incluso algunos modelos están diseñados en forma de trípode y se guardan en una bolsa muy fácil de transportar. Cierto que la comodidad es menor a cambio de ganar espacio y ligereza.

Material: La calidad del material de fabricación es fundamental en un producto que está sometido a severos factores externos como la luz solar, el salitre, el viento o la orografía del terreno.

Entre los requisitos prioritarios en cuanto al material es que sea resistente al sol y al moho, por ese orden de importancia. Los materiales más utilizados para estos productos son nylon o lona.

Solidez: Muy vinculado al anterior. La estructura está sometida a mucho peso (importante saber cuál es su máximo de kilos que aguanta) y presión. El aluminio y el acero suelen ser los materiales más propicios para este cometido. Importante su resistencia a la oxidación por razones evidentes.

Peso: Muy a tener en cuenta en función del tipo de actividad que se vaya a realizar. Si se cambia mucho de lugar de pesca, como es lógico, es más recomendable que sea ligera, aunque vaya en detrimento de la comodidad.

Tamaño: Muy importante que el tamaño se ajuste a la estatura del usuario. También depende del tipo de pesca. Por ejemplo, en pesca desde la orilla es más aconsejable una silla alta.

Plegable: El diseño del sistema para plegar estas sillas es uno de los aspectos más desarrollados. Hay asientos que se pliegan por la mitad y ocupan muy poco en el maletero. Otros incluso pueden transportarse sin problema en una mochila.

Además, hay que fijarse bien en cómo funciona el mecanismo de plegado. Muy recomendable que su ensamblaje sea sencillo.

Pies: Hay distintos tipos de pies en función del terreno sobre el que se asienten. Los pies regulares se adecúan a las superficies planas. Los de barro están orientados a zonas fangosas.

Los pies con puntas son estables en terrenos blandos. Los antideslizantes son los propios para ubicar la silla en la cubierta de una embarcación.

¿Con o sin reposabrazos?

La silla de pesca con reposabrazos resulta cómoda ya que puedes tener los brazos descansados mientras se sostiene la caña.

Además, tienen complementos prácticos como los portavasos o departamentos para guardar aparejos de pequeño tamaño.

Las desventajas sobre las que no llevan reposabrazos es que son más pesadas y, habitualmente, más caras. Si la prioridad es la comodidad, la silla con reposabrazos es la elección.

Clases de sillas

Los distintos modelos están ideados en función del tipo de pesca.

Carpfishing: Modalidad orientada a la captura de grandes carpas. Lo habitual es que las sillas específicas tengan las patas ajustables con opción de regulación de varios centímetros.

Los respaldos son bastante holgados dada la importancia de la comodidad del usuario. Otro de los componentes a valorar es que sea relativamente ligera para el tamaño que suelen tener. Hay modelos que se pueden abatir hasta quedarse como una tumbona.

De combate: Van ubicadas dentro de las embarcaciones. Se usan para disciplinas como pesca a la deriva (se practica fondeando el barco en sitios con fondos rocosos o fangosos), curricán (arrastre del aparejo) o brumeo (en alta mar y profundidad).

Estos modelos se suelen fabricar con asientos de aluminio anticorrosivo y, muy importante, cuentan con fuertes fijaciones en la parte de abajo para evitar resbalones o percances. También suelen tener reposapiés y portacañas.

Tumbonas: Como su nombre indica, muy similares a las de playa, pero con accesorios para el soporte de la caña o del cebo. Tienen un colchón muy cómodo y un ajuste de reclinación.

Meerweh Mar WEH De Luxe

No está en el segmento de las baratas, pero sí en el de las más completas. Si se es ya un aficionado consolidado o se empieza y se prevé repetir con asiduidad es una muy buena opción.

Fácil de instalar, con reposabrazos y departamentos para guardar cosas y un diseño bastante ergonómico que acentúa la sensación de comodidad.

Es bastante estable y, como en norma en estos productos, su utilidad es variada. Así, por ejemplo, en playa, aunque no se vaya a pescar, tiene un buen agarre y no se hunde en exceso.

Para actividades de horas por delante merece mucho la pena. El acolchado, junto al diseño ya mencionado, da una sensación cálida y acogedora.

Entre las desventajas, el precio no es bajo, aunque resulta razonable, y, eso sí, el peso está algo por encima de los cinco kilos.

Para desplazamientos largos y con los aparejos que de por sí exige la actividad de la pesca, puede resultar excesivo.

Enkeeo

Una silla de reúne varias de las características más apreciadas en este tipo de productos. Es plegable, ligera, muy fácil de montar (hay que coger un poco de práctica) y aguanta mucho peso.

Otro de los aspectos más valorados es que es muy versátil ya que se le pueden dar muchos usos al aire libre.

En el caso de usarse para la pesca, hay que señalar que no cuenta con reposabrazos. Por tanto, si las jornadas van a ser largas hay que tener muy en cuenta esta carencia.

Por lo demás, responde con garantías a un precio de lo más asequible. A pesar de que pueda tener aspecto frágil no lo es y aguanta bien.

Entre los complementos, trae varios departamentos para guardar móviles, libros, monederos o, en el caso de que se use para pesca, pequeños aparejos.

FE Active

Una de sus cualidades más destacadas es su ligereza (no llega al kilo) y su versatilidad. Además, plegada y en la bolsa que la contiene se puede llevar perfectamente en el transportín de una bicicleta o en una mochila.

Este escaso peso no es, sin embargo, incompatible con una óptima resistencia y durabilidad. El montaje es muy sencillo.

No ofrece la comodidad para jornadas muy largas de otros modelos más completos, y también bastante más caros, pero es una muy buena elección para disfrutar de un día de pesca en plan aficionado.

Uno de los aspectos más valorados por los usuarios es que su montaje no precisa de ninguna pieza de plástico, lo que le dota de una mayor fiabilidad.

NGT

Este modelo pertenece al tipo tumbona y, en consecuencia, tiene un carácter específico para la pesca. Por ejemplo, para la captura de la carpa está especialmente recomendada.

Por un lado, tiene la ventaja de la comodidad, pero, en el lado opuesto, su tamaño es más grande y su montaje requiere más elementos por el número de patas que se adaptan muy bien a los distintos terrenos.

Por su diseño, resulta también óptima para su uso en cámping. Dado su tamaño, el precio de esta clase de productos resulta sensiblemente más elevado.

Vgeby Taburete

Muy económico, aunque con las limitaciones propias de un producto muy específico.

No es para estar horas y horas, al menos no para estar cómodo toda la jornada, ni para estaturas ni pesos por encima de la media, pero para usuarios principiantes y ligeros, por ejemplo niños, puede resultar muy práctico este taburete.

También lo es por esa bolsa espaciosa de almacenaje que lleva de serie. Esta construida con tubos de acero y lona.

Última actualización el 2020-09-22 at 18:02 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados