Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Mesas plegables para aprovechar al máximo la cocina

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos: 4,50 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

Si es obligado el máximo aprovechamiento del espacio, las mesas plegables se convierten en una de las opciones más prácticas.

La mesa resulta una pieza básica en la cocina, aunque las dimensiones de esta marquen su presencia o no, su tamaño o el modelo más adecuado.

Además de las ventajas que se detallarán, una de las más notables a la hora de elegir es el amplio catálogo que hay en el mercado para todos los estilos y todos los bolsillos.

De qué material

Destacamos los principales:

  • Metal: Las menos extendidas en la actualidad, pero, como es lógico, las más resistentes. También las más pesadas y caras.
  • Madera: Con carácter general, de alta calidad, muy vistosas y resistentes. También tienen un precio más alto sobre la media.
  • Contrachapado: Compuestas de la superposición de capas de este material hasta alcanzar el grosor que se considera adecuado. Buena durabilidad y ligereza.
  • Núcleo compuesto: Fabricadas mediante la mezcla de trozos de madera unidos entre sí. Se configuran a través de altas presiones que comprimen las partículas. Más pesadas, pero también más estables. Peligran con el agua.
  • MDF: Siglas de la fibra de densidad media. Viene a ser una mezcla de residuos de todo tipo de maderas. Como en el caso de las de contrachapado se suman hasta llegar al grosor que se quiere. También se usa la presión para fabricarlas.
  • Polímeros: Orientadas a exterior, principalmente. Lo más habitual es tengan un tablero de PVC con patas de aleaciones metálicas.

Gran tamaño: Outsunny Homcom

Rebajas

Primero hay que destacar que, una vez extendida, se trata de una mesa de dimensiones suficientes para seis comensales.

Cuenta con dos paneles abatibles que abiertos alcanzan una longitud de 1,40 metros.

A la capacidad para servir como mesa de comedor para comidas familiares a diario suma la de almacenaje con dos estantes que colaboran algo a liberar espacio en la cocina.

Una vez cerrada ocupa muy poco espacio que se puede adornar poniendo una maceta o algún objeto práctico de cocina como un frutero.

Como ya se advertía en la introducción, el montaje puede resultar algo complicado si no se tienen conocimientos previos y habilidad suficiente.

En todo caso, sin prisa y siguiendo al detalle las instrucciones no tiene por qué ser un problema.

Otra de las ventajas añadidas es la incorporación de un par de ruedas que facilitan el desplazamiento de una mesa fabricada con aglomerado de madera recubierto de melamina.

El material y el grosor de los paneles procura una buena estabilidad, aunque, como en general en las mesas, en el caso de cojear basta con tener a mano una cuña que la fije.

Multifunción en mínimo espacio: Zyifan

Sin duda, las cualidades más destacadas de esta opción son la versatilidad y el mínimo espacio que ocupa ya que se fija a la pared y basta con subir el tablero para usarla y bajarlo cuando ya no se necesita.

Ideal para casas con cocina pequeñas para alguien que viva solo o en pareja.

Se sirve en diferentes medidas y colores ya que igual que sirve para comer de manera rápida en una jornada laboral puede ser muy útil para trabajar con el ordenador, estudiar o hacer arreglos de costura.

Para lo simple que resulta su configuración no se trata de un producto económico, aunque, a cambio del precio, ofrece resistencia y durabilidad.

Como inconveniente, ya señalado, no se podrá desplazar de una estancia a otra.

A pesar de que puede pensarse lo contrario, sus soportes de acero le dotan de una óptima resistencia al peso y larga durabilidad.

Con sillas a juego: Momma Home

Una interesante alternativa muy bonita en estética y con el plus de que incluye dos sillas a juego por un precio bastante asequible.

Se trata de una mesa de tamaño pequeño incluso desplegada (1,15m) que, sin embargo, se acomoda muy bien para comer, por ejemplo, en pareja.

Hay que señalar también que, con las alas cerradas, ocupa más espacio que la media ya que el tablero central es más ancho.

La razón es que, como ya se adelantaba, resulta útil, pero sin renunciar a su componente visual.

Ideal para un pequeño apartamento de decoración moderna.

En suma, un producto bastante económico que no alcanza una calidad muy elevada en cuanto a los materiales, pero que, por el desembolso, puede ser una atractiva y práctica elección.

Diseño clásico: Habitdesign

Uno de los modelos más clásicos en esta gama con alas abatibles que permiten distintas medidas en función de si se sube uno de los paneles o los dos.

En este último caso, da una estimable medida de 1,40 metros.

Cuenta con unos mecanismos de fijación muy seguros a través de un pivote que se ajusta al hueco practicado en la parte inferior del tablero.

El diseño de la parte superior en imitación a madera (roble claro, en concreto) potencia su versatilidad de uso ya que queda bien en la cocina, pero también puede usarse, por ejemplo, de escritorio.

Para exterior: Versa Andrea

La ventaja de este juego de mesa plegable y dos sillas es que se puede usar en la cocina, pero también en el exterior.

Ideal, por ejemplo, para una cena íntima con buen tiempo en el jardín o la terraza.

Muy buenos materiales que combinan el PVC con el metal y un precio que, por tamaño, puede parecer algo elevado, aunque el resultado es bueno y la durabilidad es una de sus cualidades principales.

Como aspectos positivos adicionales, resulta bastante fácil de montar y también de limpiar.

Qué tipos de mesas plegables hay

  1. Individuales: Son mesas plegables versátiles que pueden usarse hasta como escritorio o mesa de apoyo de cualquier tipo. El tipo de material es de lo más variado. Como referencias aproximadas su longitud suele estar en unos 70 cm y el ancho en unos 40 cm.
  2. Abatibles: Incorpora uno o dos paneles fijados al centro del tablero a través de bisagras. De este modo, cuando está plegada solo ocupa el ancho del centro y cuando se despliega gana la superficie del tablero o tableros que se suban. Para hacerse una idea conforman una especie de alas.
  3. De pared: Las que menos ocupan ya que se trata de un tablero fijado a un soporte con unas bisagras para subirlo y fijarlo cuando se necesite. Apenas ocupa lo que sobresale el soporte en la pared. Como clara desventaja, no se puede trasladar sin desmontarla y volver a fijarla.
  4. De altura ajustable: El tablero de la mesa se pueda adecuar a diferentes alturas, una opción que potencia de manera considerable su versatilidad.
  5. De altura de barra: Se trata de una mesa alta y redonda, estilo bar. Están menos extendidas.

Clases de patas

Como en cualquier mesa, la estabilidad es una de las cualidades que se debe comprobar de manera más exhaustiva.

Distinguimos los siguientes tipos de patas en las mesas plegables de cocina:

  • De pedestal: Puede ser sencillo o doble. Es el soporte más adecuado para mesas grandes y rectangulares ya que aguanta mucho peso sobre sus anchos extremos. El diseño se concreta en dos patas que, en su remate final, se curvan hacia afuera.
  • Romanas: Muy simple. Se configura con dos patas rectas en cada extremo de la mesa sin peldaño de unión. Una de las ventajas de este modelo es que se pueden meter las piernas si se usa para comer o se cuenta con espacio de almacenaje debajo del tablero.
  • De escalera: También con dos patas, pero, en este caso, si hay peldaño de conexión entre ambas. La ventaja respecto a las del modelo anterior es que resultan más estables.
Mesas plegables
Mesas plegables

Qué formas tienen las mesas plegables

  • Redonda: La ventaja principal es que entrarán más comensales. Es una buena opción para una cocina que no sea muy grande o para un comedor pequeño independiente, por ejemplo, para los más pequeños.
  • Rectangular o cuadrada: La ventaja que tienen es que, si hay muchos comensales, siempre se pueden juntar y acoplar mucho mejor que las redondeadas. Suelen ser las más populares ya que son muy útiles como mesa auxiliar y luego ocupan muy poco espacio.
  • Esquinera: Es la máxima expresión del ahorro de espacio en este tipo de muebles. Tiene la forma de la cuarta parte de un círculo y se ahorma perfectamente a las esquinas de la cocina.
  • De serpentina: Curvadas y más grandes. Se pueden juntar para dar la forma que le da nombre. No son muy de uso doméstico, pero sí de buffets o fiestas.

Qué tener en cuenta

  • Espacio disponible: Fundamental saber dónde va a ir y, en función del espacio del que se disponga, elegir en consecuencia un plegado u otro.
  • Tipo: Ya hemos detallado las características de cada uno. La elección también está vinculada al espacio del que se disponga. Si se tiene muy poco, la alternativa más idónea sería anclar a la pared un tablero.
  • Material: También ya desarrollados en un apartado específico. Si el uso principal va ser para comer a diario es mejor hacer un pequeños esfuerzo económico y optar por un material de calidad y resistente como puede ser la madera.
  • Montaje: De no venir montada de serie, el grado de dificultad del montaje es también un aspecto a tener en cuenta ya que, en algunos modelos, puede ser bastante complejo y recurrir a un profesional sería un gasto adicional a tener en cuenta.
  • Desplazamiento: Si se tiene claro que la mesa se va a usar en distintas estancias, muy importante elegir un modelo que lleve ruedas y facilite su movimiento.
  • Seguridad: En este caso, el factor de seguridad es sinónimo del mecanismo de bloqueo que asegura la estabilidad de la mesa una vez se despliega. Suelen ser componentes metálicos que se aplican a los soportes.

Última actualización el 2021-07-23 at 00:30 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados