Saltar al contenido

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Organizadores de escritorio para aprovechar más el tiempo de estudio

Organizadores de escritorio para aprovechar más el tiempo de estudio
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

Organizarse bien el espacio de estudio redunda en una mayor productividad. Para facilitar este objetivo las opciones son muy variadas. De una muy práctica, como es adquirir unos organizadores de escritorio, nos ocupamos.

De entre los seleccionados hemos designado líder a uno metálico de malla de Exerz por su tamaño adaptable a la mayoría de los escritorios, una compartimentación que da para los objetos esenciales y por su precio asequible.

Qué es

Se puede definir como un contenedor compartimentado que se coloca sobre la mesa de trabajo con espacios específicos para tener a mano distintos objetos de escritorio y papelería.

Qué ventajas tienen los organizadores de escritorio

Destacamos las siguientes:

  • Capacidad de organización
  • Ayuda al aumento del rendimiento
  • Ahorro de tiempo al no tener que buscar artículos que tenemos colocados
  • Distribución específica del espacio a través de compartimentos
  • Diversidad de modelos y tamaños
  • Precios en general asequibles

Básico de malla metálica: Exerz

Hemos optado como líder por un organizador de gama básica, práctico y adaptable por su tamaño a la gran mayoría de los escritorios.

En concreto se trata de un modelo de metal de malla (una de las opciones más recurrentes en este material como hemos apuntado) que resulta muy resistente y muy fácil de trasladar.

La compartimentación se distribuye en seis espacios con un hueco grande y estrecho atrás para meter algún cuaderno grande o carpeta, otros más pequeños, una repisa plana y un pequeño cajón.

En suma, espacio más que suficiente para tener a mano los objetos más usados que es el principal objetivo de estos accesorios.

Así, además del cuaderno hay espacio habilitado para bolígrafos y derivados, clips y artículos más pequeños en el cajón y, por ejemplo, un taco de post it o una libreta pequeña en la repisa.

Está disponible además en cuatro colores (negro, plata, rosa y azul) y su precio resulta asequible para su utilidad y durabilidad, aunque no se puede decir que sea especialmente económico.

Elegante y con gran capacidad: Lesfit

Como es consustancial al material, un organizador de madera que, además de resultar muy estético, cuenta con una óptima capacidad y, por si fuera poco, con un precio más que interesante.

Se trata, eso sí, de un contenedor más aparatoso, más alto y ancho que la media, con una gran variedad de compartimentos que varían en la forma con acabados rectos y redondeados que potencian su diseño.

En concreto incorpora sobre una docena de espacios con especial atención a cuadernos y carpetas que cuentan con compartimentos preminentes en la parte superior (para libretas y cuadernos pequeños) y en el hueco inferior para carpetas o cuadernos grandes.

También en la parte superior tiene habilitados dos cubiletes con profundidad suficiente para los bolígrafos, lápices y rotuladores.

Original y más caro: HofferRuffer

Una alternativa muy distinta por su originalidad y también por un precio sensiblemente superior a la media en esta gama de productos con una capacidad más limitada.

Muy elegante con su revestimiento de piel sintética y, sobre todo, con la novedad de una base giratoria que facilita el acceso a ambas partes del organizador.

Hay que dejar claro que no es un organizador de escritorio al uso ya que da fuerte protagonismo a compartimentos destinados a la ubicación de mandos e incluso una tablet en un espacio que también da para un clásico cuaderno.

Que haya dos grandes compartimentos permite que estos objetos más sofisticados se combinen con otros más propios de escritorio como los bolígrafos que, por profundidad, entrarán sin problemas.

Estructura de bandejas: Vikmyer

No abandonamos la gama alta con esta opción de malla metálica que también se va por encima de la media en precio, aunque, en este caso, la capacidad y utilidad predominen sobre otros aspectos más estéticos.

Esto no es incompatible con un sobrio pero bonito diseño estructurado en bandejas que permiten que sea un organizador muy recomendable para dejar carpetas o informes.

Además, lleva incorporados a ambos lados unos cubiletes específicos para bolígrafos. En la repisa superior se pueden poner objetos de mayor tamaño y no tan vinculados al escritorio como un reloj.

Cesta de plástico: mDesign

Incluimos el material que faltaba, el plástico, a través de un sencillo organizador en forma de cesta de capacidad limitada y precio no especialmente económico.

A cambio, muy ligero y extremadamente fácil de transportar no solo por su ligero peso, sino también por el asa central.

Su interior está bastante compartimentado con cuatro pequeños cubiletes insertados, un espacio central más grande y otro igual, separado por el asa, y dividido en otros dos compartimentos.

Qué objetos

Muy diversos en función del tamaño y el reparto del espacio. Por señalar algunos:

  • Bolígrafos, lápices y rotuladores
  • Pequeñas libretas
  • Clips y grapas
  • Post it
  • Papel celo
  • Pequeñas tijeras
  • Cutter
  • Accesorios de pequeño tamaño como grapadoras
  • Pen drive (algunos vienen con pequeños cajones)
  • Soporte para el móvil o mando a distancia

Organizadores de escritorio: De qué material

Las opciones más recurrentes serían:

  • Madera: Aunque no se suelen cargar en exceso, este material resulta bastante resistente, aunque también más sensible a la humedad. Por estética de los más elegantes y por precio suele ser de los más caros.
  • Plástico: Más ligero, muy fácil de limpiar y más económico. Muy recomendable si lo van a usar los más pequeños.
  • Piel y derivados: Llevan una estructura rígida revestida de piel, normalmente sintética ya que resulta más económico.
  • Metal: Sin duda, su baza es la resistencia. Recomendable hacerse con un modelo inoxidable.

Más complicado para limpiarlo, aunque el agua tibia con bicarbonato resulta una buena solución. En este material es común la estructura de malla.

Tipos de compartimentos

En este apartado señalamos las siguientes variantes:

  • Cerrados: En este grupo estarían los organizadores de escritorio ya citados que son de pequeño tamaño para guardar objetos como pen drive, auriculares, clips, llaves…etc.
  • Profundos: Serían aquellos en los que se pueden meter, por ejemplo, libretas o cuadernos. También, más pequeños, para meter bolígrafos o distinto material de escritura.
  • Lisos: Especie de pequeñas repisas donde, según la superficie, se pueden ubicar desde grapadoras a sacapuntas y gomas de borrar. Algunos de los espacios de este tipo llevan imanes para asegurar objetos metálicos como clips o grapas.

Qué tener en cuenta en los organizadores de escritorio

  1. Tipo: Como ya hemos señalado las opciones son muy variadas con cajones, bandejas, con forma escalonada, apilable…
  2. Tamaño: Para elegir qué tipo nos conviene hay que tener muy en cuenta, como es lógico, con el espacio que se cuenta en el escritorio.
  3. Número de compartimentos: Muy variado según los modelos. No es necesario que sea muy grande para tener muchos, aunque sí que serán para objetos que no sean muy grandes.
  4. Material: No insistimos mucho más ya que hemos dedicado un apartado. Madera y piel, elegantes y más caros, metal muy resistente y plástico muy barato.
  5. Diseño: En este apartado el problema será decidirse ya que el catálogo de los organizadores de escritorio es muy amplio y hay para todos los gustos.

Última actualización el 2022-09-25 at 09:20 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados