Saltar al contenido

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Los mejores portarrollos para tener a mano cualquier papel de cocina

Los mejores portarrollos para tener a mano cualquier papel de cocina
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

El número de accesorios para cocina es tan elevado que determinar las prioridades es una decisión casi obligada. Para ello, los portarrollos de papel de cocina se convierten en unos dispositivos imprescindibles.

Entre ellos, tener a mano rollos de distintas clases de papel es una opción de mucha utilidad y casi obligada.

A su principal cometido práctico, la variedad de modelos añade que puede ser incluso un elemento decorativo.

Qué proporcionan los portarrollos de papel de cocina

Señalamos las siguientes cualidades:

  • Gran utilidad
  • Orden en la cocina al saber siempre dónde está el papel (sobre todo en los modelos fijados a la pared)
  • Más limpieza al evitar que los rollos estén cerca de zonas de cocinado
  • Como hemos señalado, incluso puede ser un elemento decorativo más
Los mejores portarrollos de papel de cocina
Los mejores portarrollos de papel de cocina

Qué ventajas tiene

  1. Control del consumo de papel
  2. No suele ocupar mucho espacio, aunque depende del modelo
  3. Hay opciones que permiten tener todo tipo de papel en el mismo dispositivo (papel, aluminio y transparente, por ejemplo)
  4. Siempre estará el rollo donde tiene que estar sin necesidad de abrir armarios o buscarlo por la cocina

Portarrollos de papel de cocina: De qué material

Destacamos los tres principales:

  • Madera
  • Metal
  • Plástico

Completo y asequible: Leifheit

Los precios económicos de esta gama de productos nos han llevado a apostar en primer lugar por un modelo muy completo que permite tener a mano los tipos de papeles que más se usan en la cocina.

Todo ello por un precio bastante asequible para lo que ofrece.

Así, cuenta con soporte de plástico para papel de cocina en la parte inferior y para papel aluminio y transparente en los dos pisos superiores.

En estos dos últimos casos, como es común en este tipo de opciones, incorpora unos cortadores para hacerse con el papel de manera rápida y rectilínea.

En concreto, dado que las guillotinas son diferentes, arriba va el transparente y en el medio el recipiente para el papel de aluminio.

Hay que advertir que el mecanismo de corte limpio es muy sencillo, pero hay que hacerlo de manera correcta para que no se arrugue el papel al desplazarlo.

Como ya se apuntaba en el apartado de tipos, por espacio no resulta mucho más aparatoso que otros con menos posibilidades y, además, este modelo resulta estéticamente sobrio y quedará bien en cualquier cocina.

Viene con tacos para fijarlo a la pared, aunque también se puede optar por pegarlo ya que los materiales actuales aseguran su estabilidad.

Con especiero: Konky

Una alternativa ya mencionada que tiene como ventajas la polivalencia y la estética ya que luce mucho en la cocina con frascos de especias sobre la pequeña estantería superior que incorpora el portarrollos.

Al bonito diseño ayuda su fabricación en acero inoxidable que le da un aire moderno.

Por lo demás, pierde prestaciones en cuanto a tipos de papel ya que está pensado para papel de cocina.

Este se saca de manera muy sencilla incluso cuando está por estrenar ya que tiene bastante holgura por arriba y no roza cuando es más ancho.

Otra de las ventajas, siempre que se trate de una pared lisa y adecuada, es que no precisa para su instalación habilitar agujeros ya que viene con una almohadilla transparente adhesiva.

También se puede optar por tornillería si se está más seguro, aunque el peso soportado no será muy elevado.

Bonito y práctico: Emsa

Más caro que la media, pero sin excesos y muchas cualidades de índole práctica y estética que justifican su mayor desembolso.

De este modo, a ser muy completo en cuanto a dispensador de papeles de todo tipo, suma una carcasa metálica que le dota de un llamativo plus decorativo.

Está preparado, además del papel de cocina, para cortar con precisión papel de aluminio, de sándwich y transparente.

Los soportes inferiores donde se encaja el papel de cocina se pueden quitar y poner de tal modo que se puede dejar solo con las ranuras de los demás papeles.

Las guillotinas además de eficaces son muy seguras ya que las ruedas de corte están ocultas y evitan riesgos.

Básico pero elegante: Ambiance Nature 505200

Dentro de ser un modelo vertical básico, cuida bastante el material y el diseño por un precio muy económico.

Limitado en prestaciones al papel de cocina, no se trata sin embargo del típico soporte de madera sin tratar ya que conjuga colores como el bambú con el acero inoxidable que remata el soporte.

Ya que estos modelos no tienen misterio alguno en su funcionamiento, tan solo hay que meter en rollo en el soporte, este aporta cierta elegancia y se puede combinar con otros accesorios de igual tono para meter espumaderas o cucharones.

Simple y atornillado: Luxbon

Cerramos con una opción de utilidad igual a la anterior, es decir, solo sirve para rollos de papel de cocina, pero en versión fija.

Se atornilla a la pared con dos fijaciones y consta tan solo de una barra metálica en la que se inserta el rollo.

Este tipo de soporte cuenta con la ventaja sobre el vertical de que se corta más fácil el papel, al ser más estable su sujeción y que, al no poder trasladarse, siempre se sabrá dónde está el rollo.

¿Qué tipos de portarrollos de papel de cocina hay?

En este apartado distinguimos tres principales:

Vertical

El más sencillo y básico ya que suele ser una peana con un palo para introducir el papel de cocina.

Va sobre mesa o encimera y ocupa muy poco espacio.

De pared

Van sujetos a la pared con tacos o, en algunos modelos, con ventosas.

Ofrecen ya más posibilidades que el papel de cocina y tampoco ocupan mucho espacio ya que bastará encontrar un hueco en la pared.

Combinados

Los más completos.

Van también a la pared, pero tienen posibilidad de colocar distintos tipos de papel como los mencionados de aluminio o transparente.

Incluso los hay con una ranura específica para extraer papel para envolver sandwiches.

Más caros, pero también mucho más completos y siempre asequibles.

Con especiero

Algunos modelos incorporan una bandeja pequeña para colocar las especias más usadas, por ejemplo.

Portarrollos para tener a mano cualquier papel de cocina
Portarrollos para tener a mano cualquier papel de cocina

Qué tener en cuenta en los portarrollos de papel de cocina

Ubicación

Como acabamos de referir en el apartado anterior el espacio no suele ser un problema para estos dispositivos ya que no ocupan mucho.

El vertical es más sencillo e inestable ya que hay que agarrarlo para arrancar el papel y, al poder trasladarse, puede que se despiste más, algo que no pasa con los modelos que van a la pared.

Utilidad

También hemos señalado que la utilidad mayor se da en aquellos portarrollos que dispensan todo tipo de papel de cocina.

Merecerán la pena en muchos casos ya que el espacio que ocupan en la pared es mayor, pero no tanto como para que resulte un problema colgarlo.

Tampoco los precios de esta gama son excesivos para optar por esta posibilidad.

Limpieza

Un aspecto muy vinculado a las tres clases de materiales mencionados: madera, metal y plástico.

De los tres, el más fácil de limpiar sería el de plástico, el de metal y, por último, el de madera, aunque, en este último caso, la frecuencia será mucho menor.

Última actualización el 2022-07-06 at 20:02 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados