Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Los mejores balones para pasar un buen rato jugando al rugby

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos: 5,00 de 5)
Cargando...
Germán Temprano
Artículo actualizado el miércoles 24 de marzo de 2021

Su original forma hace del balón de rugby un artículo deportivo mundialmente conocido se practique o no la disciplina o se sea o no aficionado.

El rugby, pese a la dureza de su práctica, es una actividad ligada siempre a los valores más puros del deporte.

Tampoco es necesario alcanzar niveles competitivos para hacer uso de un balón que puede servir igualmente para pasar un buen rato entre amigos en un día de playa o de campo o aprovechando cualquier terreno amplio.

De entre los seleccionados, elegimos en primer lugar por el modelo G-TR3000 de la marca Gilbert, una de las punteras en esta gama.

Se trata de un balón básico muy económico orientado a niños, principiantes o a uso recreativo pasar un buen rato entre amigos en el campo o la playa.

Como es lógico, entre los balones orientados a la faceta recreativa del rugby y los usados en los grandes torneos internacionales media un abismo tanto en peso como dimensiones, adherencia y, por supuesto, precio.

Cómo es un balón de rugby

Como decíamos su forma ovalada le delata y le ha dado celebridad. La World Rugby es la responsable de fijar las características de los utilizados en las competencias oficiales.

Así, en su segundo artículo del reglamento fija, además de su forma ovalada, su composición en cuatro paneles y su peso sobre los 400 gramos.

En cuanto a dimensiones de referencia el perímetro del óvalo estará entre 74 y 77 cm, la longitud entre 28 y 30 cm, y el diámetro entre 58 y 62 cm.

En los partidos de categorías inferiores las medidas pueden ser menores a las referidas.

Dentro incorpora una cámara de aire de material sintético que tiene la función de que el balón pueda rebotar y lograr un lanzamiento continuo sin desviarse.

Diferencias entre el balón de rugby y el de fútbol americano.

Muy concretas. El de fútbol americano tiene cordones, pesa más pese a ser más pequeño de el de rugby y tiene un característico color marrón.

Qué cualidades debe tener un balón de rugby

Hay tres principales que conforman un buen balón de rugby:

  1. Buena resistencia.
  2. Larga durabilidad.
  3. Óptimo agarre.

Qué tipos de balones de rugby hay

Podemos distinguir los siguientes:

  1. De iniciación: Son también los más adecuados para un uso recreativo. Pesan menos de esos 400 gramos estipulados para los de competición y como material se utiliza a menudo el caucho sintético. La durabilidad no es una de sus cualidades, pero pasar el rato con los amigos de manera esporádica sirve a la perfección. También para los más pequeños.
  2. De entrenamiento: De distinto diseño ya que una de sus partes está achatada para que pueda rebotar en la pared y devolverlo con el fin de perfeccionar técnicas de agarre.
  3. De competición: Son los de gama más alta, los de mayor calidad y los más caros. Excelente estabilidad y agarre y peso ya ajustado a las directrices federativos.

Qué tener en cuenta antes de comprar un balón de rugby

  • Uso: Tal y como hemos adelantado, por lógica nada tiene que ver si lo van a usar niños, si lo harán adultos para divertirse en el jardín o en la playa, si es para entrenar o si se trata ya de un balón reglamentario de competición. En esta gama existen tallas para diferenciar por tramos de edades. De este modo, la 1 y 2 son para niños y muy principiantes. La 3 está orientada a la horquilla que ve de 5 a 9 años, la 4 de 10 a 14 años, siempre en función del tamaño de las manos, y talla 5 para 15 en adelante.
  • Agarre: Fundamental aspecto en este deporte. Viene definido por los puntos de relieve que se pueden apreciar en el revestimiento. A mayor número de relieve, mejor agarre. También es muy importante la resistencia a la lluvia.
  • Material: Al hilo del punto anterior, si el balón está fabricado con caucho natural el agarre será óptimo.
  • Peso: Ya hemos señalado que el peso homologado está en torno a los 400 gramos (la horquilla estaría entre 410 y 460). El peso es fundamental para lograr un buen lanzamiento y una mejor estabilidad. Los que están debajo de estos pesos son los de niños, principiantes y uso recreativo.
  • Cámara: Suele ser de látex natural con el fin de proporcionar una buena calidad de rebote. La de butilo consigue una muy buena retención del aire. Las cámaras sintéticas que tienen un precio más elevado, pero, entre sus ventajas, no pierden aire y suelen tener una larga vida.
  • Durabilidad: La suma de factores como la calidad de materiales tanto en el interior como en el exterior dará como resultado una mayor o menor durabilidad. Si se compra un balón para divertirse con los amigos tampoco es un aspecto de primer orden. Como se deduce, los de mayor duración son también los de precio más elevado.

Cómo inflar un balón de rugby

Señalamos algunos pasos de este proceso:

  • Humedecer la aguja con glicerina antes de introducir en la válvula.
  • Mantenerse mientras se infla.
  • No ejercer presión para evitar daños en la cámara.
  • Inflar hasta logar la forma correcta.
  • Dejarlo un rato antes de usarlo.

Ideal como primer balón: Gilbert G-TR3000

Un modelo básico de una de las marcas punteras en la línea de balones de rugby muy presente en las competiciones de élite.

Orientado a niños que se inician en el juego, a entrenamientos o a adultos que quieran pasar un buen rato entre amigos en una excursión al campo o en un día de playa.

Muy agradable al tacto con un agarre muy correcto (el denominado agarre TIR). Todo ello por un precio más que económico. En suma, una excelente alternativa como primer balón de rugby.

En este modelo concreto, el peso está sobre los 350 gramos que, para la gama en la que se mueve, es bastante consistente.

Es un modelo muy usado para escuelas de rugby junior con una estimable durabilidad gracias al tipo de goma con el que está fabricado.

Con el uso, sobre todo si se usa mucho sobre arena de playa, irá perdiendo color, pero se trata de un problema mínimo al lado de sus muchas cualidades. Está disponible en diferentes tallas y colores.

Para los más pequeños: RAM

En la misma línea que el anterior, aunque algo más caro y pequeño. De hecho, por talla está indicado para los niños más pequeños.

En consecuencia, tiene un agarre muy suave y unos materiales que, pese a estar adscrito al nivel infantil, son de buena calidad.

Así, incorpora dos capas de PVC acolchado para suavizar el agarre y una cámara de látex, uno de los materiales más fiables para este componente.

La suavidad del agarre va en detrimento de la firmeza a la hora de cogerlo si bien es un problema menor para los niños de esa edad.

Como es lógico, el peso está solo en los 200 gramos, acorde al tipo de usuarios que va a tener.

A todas estas cualidades de material y fabricación le acompaña una vistosa estética por diseño y colores.

De caucho natural para adultos: Senston

Otra opción muy económica ya para adultos (talla 5) y también, como es lógico por el precio, indicada para entrenamientos y uso recreativo.

Fabricado en cuatro piezas de caucho natural con un buen agarre gracias a la superficie de minúsculas partículas que potencia la firmeza de la mano.

El material de confección implica una alta resistencia al desgaste y una buena durabilidad del artículo. Óptimo para entrenamientos.

Como plus a su favor viene de serie con una pequeña bomba para inflarlo (viene por seguridad desinflada).

Específico para entrenamientos: CENTURION Ricochet Ball

Una opción específica destinada ya a personas que practiquen el rugby en distintos niveles o categorías ya que se trata de un balón de entrenamiento.

La diferencia fundamental, como ya hemos señalado en el apartado de tipos, es el diseño ya que uno de los lados de estas pelotas está achatada para que se puede tirar contra la pared y rebote.

Así, se puede practicar el lanzamiento o la captura. En este caso se trata de un modelo muy económico.

De alta competición: GILBERT Revolution X

Un modelo ya apto para partidos de competición confeccionado con materiales de gran calidad y, como se deduce, a un precio sensiblemente más elevado.

Incorpora nada menos que tres capas de poliéster y su superficie de partículas facilitan al máximo el agarre con firmeza de la pelota.

Robusto y resistente. Un balón que se puede ver a menudo en los partidos de competiciones internacionales más importantes.

Última actualización el 2021-04-11 at 06:00 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados