Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Tapices para revestir las paredes de manera sencilla y decorativa

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

Artículo actualizado el

Los tapices de pared, por orden cronológico, es sin duda uno de los elementos decorativos más antiguos que existen.

También uno de los que más expuesto ha estado a las modas con décadas de gran expansión y otros periodos en los que su presencia en los hogares ha sido mucho menor.

Por ejemplo, los tapices de pared con motivos cinegéticos o con la presencia de ciervos hicieron furor allá por la década de los 70.

Hoy son un objeto vintage. Como es lógico, la evolución tanto de motivos, estampaciones y materiales desde entonces ha sido enorme.

¿Qué es?

Como definición académica podemos decir que es una obra textil artística para colgar, tradicionalmente de artesanía, elaborada tejiendo hilos de colores a través de los cuales se representan distintos motivos ya sean figurativos o abstractos.

Esta sería la versión artesanal ya que, con el paso de los años, los tapices forman parte, en su mayoría, de una producción industrial con gran variedad de diseños.

Grande y versátil: Native Purity

El amplísimo catálogo complica la elección de los más destacados. En este caso, la suma de factores pasa, entre otras cosas, por el buen tamaño del tapiz, su versatilidad, la elegancia de diseño y un precio económico.

Pese a ser el más pequeño de las dos opciones que se distribuyen tiene unas dimensiones más que suficientes para decorar una pared o servir de cabecero para la cama, una de las alternativas muy a tener en cuenta.

En este modelo concreto, ya que la variedad de estampaciones es amplia, la fotografía en blanco y negro potencia la elegancia. A ello suma que la tela de poliéster resulta bastante tupida.

Como es lógico en los tapetes de este tipo de tejidos la colocación es tan simple como fijarla con tachuelas.

El lavado recomendado es a mano o en programa de ropa delicada en agua fría. El planchado aconsejable es a baja temperatura.

Muy decorativo: Ekkong

Un modelo de macramé, opción a la que hemos dedicado un apartado por sus diferentes características. En este caso, a estas hay que sumar que se trata de un tapiz de precio muy económico.

Su capacidad decorativa es notable en cualquier estancia que se coloque ya que no desentona en ninguna de ellos por su color y diseño.

Como es obvio, se trata de un tapiz de menor tamaño que los de tela, pero muy llamativo en la confección (en hilo de algodón natural beige) con una doble capa que realza su estética.

Viene, como todos estos modelos, engarzado en un bastón de madera con una cuerda para colgarlo de manera sencilla en una escarpia o similar ya que es un tapiz bastante ligero.

Cuadrado y muy económico: Waza

Uno de los motivos más recurrentes en los actuales tapices está vinculado al mundo de la meditación y las filosofías orientales.

Es el caso de este tapiz de pared mandala sol y luna que, en un ámbito mucho más terrenal, destaca principalmente por su más que económico precio.

Más significativo todavía cuando se trata de un artículo de formato cuadrado y gran tamaño. En concreto, se trata de una tela de 1,50 x 1,50 metros confeccionada en poliéster.

Una de las ventajas de este material es que se puede lavar a máquina (tampoco precisa mucha frecuencia si se pone en la pared), se seca de manera rápida y se plancha para dejarlo en perfecto estado.

De estilo psicodélico: Dremisland

En esta alternativa también destaca el precio, pero, en este caso, por estar por encima de la media. Un incremento que responde en buena parte al gran tamaño ya que está cerca de los dos metros y medio de ancho por 1,75 de largo.

Es decir, se trata de un tapiz para cubrir una pared de gran tamaño con distintas opciones de estampación y motivos.

En este caso concreto se opta por un dibujo psicodélico con colores muy vivos como es propio de este estilo.

Una de sus cualidades, muy importante en estos tamaños, es que se estira bastante bien para colgarlo sin que se vean pliegues o arrugas.

En forma circular: Raajse

Cerramos con una opción distinta por su forma ya que se trata de una tela mandala redonda con muy amplias posibilidades.

De hecho, se puede usar de manera muy útil como mantel para comidas en el campo o para llevar a la playa.

En el uso que nos ocupa, resulta un tapiz decorativo de buenas dimensiones, con casi dos metros de diámetro, muy sencillo de fijar y que se puede lavar también a máquina.

Los tapices de pared con motivos cinegéticos o con la presencia de ciervos hicieron furor allá por la década de los 70.
Los tapices de pared con motivos cinegéticos o con la presencia de ciervos hicieron furor allá por la década de los 70.

Tapices de pared: De qué materiales

En este apartado es necesario distinguir entre dos grandes grupos:

Fibras naturales

Dentro de esta categoría podemos señalar el lino, el algodón, el cáñamo, el yute o la lana.

Sintéticos

Principalmente de nylon o poliéster.

Qué ventajas tienen los tapices de pared

Destacamos las siguientes:

  • Gran durabilidad
  • Alta versatilidad no solo en decoración sino en aspectos más prácticos como pueden ser, en el caso de los de tela, pareos para la playa o tapetes de yoga
  • Escaso mantenimiento
  • Da estilo y colorido a la estancia
  • Si te cansas del estilo que da, es fácil y económico cambiarlo
  • Da calidez al ambiente
  • Potencia el vigor decorativo de muebles o complementos
  • Hay una gran variedad de elección
  • Precios en general económicos

Qué diseños

Este capítulo sería prácticamente inacabable ya que los motivos, colores y estampaciones que llevan los tapices son amplísimos.

Por señalar algunos: paisajes, composiciones geométricas, animales, reproducciones de cuadros famosos, mandalas, impresión de fotos, motivos relacionados con la meditación, dibujos infantiles…

Opción macramé

Por sus señas de identidad propias, los tapices de macramé merecen un capítulo aparte. Cabe recordar que esta técnica consiste en crear tejidos a través de nudos decorativos.

En el caso de los tapices su tamaño es mucho más variado que en los de tela y la forma también. Así, pueden confeccionarse más estrechos o anchos y terminando en forma recta o triangular, por ejemplo.

Como obliga su manera de confeccionarlos, las cuerdas van fijadas a una madera cilíndrica superior que sirve a la vez para colgarlos en la pared.

Sin duda, una opción muy a tener en cuenta tanto por sus posibilidades, se pueden teñir de colores, como por su bonita estética.

Tapices de pared: Qué tener en cuenta

Recapitulando, los factores más significativos a valorar a la hora de adquirir un tapiz de pared serían, entre otros, los siguientes:

Tamaño

Ajustado al espacio en el que se quiera poner

Material

Natural o sintético

Diseño

Tantas opciones que no será problema encontrar uno

Facilidad de limpieza

En el caso de las telas sintéticas el problema es menor, pero en las naturales y, sobre todo, en los de macramé está tarea se complica de manera notable.

Última actualización el 2021-09-24 at 06:10 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados