Saltar al contenido
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

Las mejores bañeras portátiles para bebés

photo  caeece
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos: 5,00 de 5)
Cargando...

El nacimiento de un hijo es uno de los momentos más felices y emocionantes. Mientras la fecha de parto se acerca en el calendario, los futuros papás deben ir adquiriendo productos imprescindibles con los que cobijar, proteger y cuidar al recién nacido: el cochecito, la cuna, la ropita… Entre esos objetos no puede faltar la bañera, específicamente diseñada para que el recién nacido tenga un baño agradable y seguro, como ofrece el modelo plegable de Star IBaby, válida para bañeras y platos de ducha.

Hasta los 6 meses es necesario su uso, porque les da seguridad y, aunque a muchos padres les encanta bañarse con sus peques en la bañera para adultos, los expertos no lo recomiendan por resultar complicado y hasta peligroso. Además, los bebés se sienten muy cómodos en las bañeras estrechas, como en la tripita de mamá.

Lo ideal es utilizar una bañera alta y con cambiador para colocar en el baño o en la habitación del bebé. Pero hay familias que optan por una bañera movible, ya sea por tema de espacio o porque quieren llevársela allá donde vayan. Al ser portátiles pueden colocarse donde cada uno prefiera: dentro de la bañera de casa, en la encimera o a la altura adecuada (las hay con soportes específicos para ello).

El futuro comprador tendrá que considerar diversas características para elegir el mejor modelo, como las siguientes:

  • Los materiales de fabricación. Todas estas bañeras son de plástico, por eso hay que elegir una que esté libre de sustancias tóxicas y productos químicos tales como el PVC, BPA o ftalatos.
  • La resistencia. Una bañera de calidad tendrá bordes redondeados para que el bebé, cuando empiece a patalear y menearse, no se haga daño.
  • Las dimensiones. Hay que pensar que pueda colocarse a un bebé de hasta 12-18 meses dentro y cerciorarse de que incluya un reductor para que los recién nacidos estén seguros y protegidos.
  • El diseño. Hay bañeras plegables y con patitas, ideales para los platos de ducha; hinchables, para llevárselas a cualquier lugar; con sensor de temperatura para meter al nene en el momento perfecto y controlar que el agua esté a 37ºC; o ergonómicas, que se adaptan a su cuerpecito ofreciéndole confort. Asimismo, se recomienda que incluya un desagüe para poder sacar el agua sin esfuerzo y sin tener que romperse la espalda ya que, llena de agua, aumentará su peso considerablemente.

Gracias a todas estas particularidades se puede bañar de forma cómoda al nene haciendo fácil controlar su posición y movimiento constante.

A continuación, se presentan los 5 modelos más populares junto a sus características para que los padres escojan el que mejor se adapte sus necesidades y a las del bebé. El precio de estas bañeras oscila entre los 16 y los 50 euros.

La favorita: Bañera plegable Star IBaby Bebe Aqua

La bañera plegable de Star Ibaby es, para los expertos, la mejor de los modelos portátiles que se ofertan en el mercado. Como característica principal destaca su compatibilidad para colocarla tanto en platos de ducha como en bañeras cuyas medidas superen a las de la cubeta (81 x 42 x 22 cm).

Al quedarse plana es muy cómoda para espacios reducidos ya que, con un simple movimiento se pliega ocupando una altura más pequeña que un paquete de toallitas y al ser tan ligera con tan solo 2 kg de peso, con su asa queda perfecta colgada en el perchero tras la puerta del baño.

Con estas virtudes, se convierte en el complemento ideal para los papás viajeros o para dejarla en casa de los abuelos si los papis se ausentan un fin de semana. La bañera Star IBaby puede utilizarse desde el nacimiento hasta los 5 años ya que es robusta gracias a sus 4 patas fijas.

La única pega que se ha encontrado es que la bañera es muy resbaladiza, por lo que se recomienda poner unas pegatinas antideslizantes tanto en el suelo como en la pared donde el bebé apoya la espalda.

La segunda mejor opción: bañera portátil Shnuggle

La bañera Shnuggle es una de las preferidas por su ergonomía, su tamaño reducido (60 x 39 x 35) y su asiento antideslizante. A los bebés más pequeñitos les encanta por su capacidad de recordar al útero materno y de mantener el agua calentita durante mucho más tiempo.

El asiento acolchado y antideslizante evita resbalones. Además, tiene una elevación que encaja el culete para que mantenga una postura cómoda y relajada. Asimismo, su forma ovalada permite sentarle en posición inclinada para que no se deslice bajo el agua, proporcionando, tanto al bebé como al adulto, una mayor libertad de movimiento. También ayuda a combatir los cólicos de lactante, ya que favorece la expulsión de gases.

Al ser pequeñita es adecuada desde el nacimiento hasta el año, dependiendo del cuerpo de la criatura. Sus reducidas dimensiones también son ventajosas porque hacen que en cada baño se utilicen tan solo 2 litros de agua que ayudan al ahorro y contribuyen con el medio ambiente. Cuando el baño termina o si se quiere llevar a otro lugar, basta con agarrarla por sus prácticas asas para moverla o volcarla para su vaciado.

La bañera Shnuggle ‒ fabricada en polipropileno‒ tiene un diseño moderno y ha sido creada para hacer que el aseo sea mucho más divertido y seguro.

Los papis con problemas de espalda o sin espacio para poner la cubeta sobre una encimera, pueden adaptarla a un soporte diseñado para ella, consiguiendo así altura y comodidad.

Shnuggle SHN001 – Capazo plegable baño soporte
Impresionante soporte, hecha sólo para la bañera Shnuggle; La altura perfecta para baño de forma segura tu bebé y ahorrar su espalda

Diseño y control de temperatura: Hoppop 32130060 Bato+

La bañera Hoppop ha sido diseñada para los padres ultramodernos que no solo buscan dónde bañar a su bebé, sino un elemento que se adapte sin dificultades a la decoración del baño o al dormitorio infantil.

La singularidad que destacan los especialistas es su tapón, que funciona como sensor de temperatura del agua y cambia de color y su doble pared que consigue mantener el calor durante mucho más tiempo.

Es una bañera con líneas redondeadas y suaves fabricada con materiales de primerísima calidad. De fácil traslado gracias a sus asas integradas y ligera por sus 2 kg de peso. Puede utilizarse tanto dentro de la bañera, como fuera sobre una encimera o con unas patas que sean compatibles con este modelo.

Como aspecto menos positivo los expertos se han fijado en un error técnico de fabricación. El desagüe no tiene caída y siempre se queda algo de agua en la bañera. Esto no supone un problema si se seca después de cada uso para que no se acumule suciedad ni se forme moho.

La mejor contra los cólicos del lactante: TummyTub

El cubo para el baño Tummy Tub ayuda a calmar los problemas digestivos de los bebés y simula el útero materno al mantenerlos en posición fetal y rodeados de agua calentita.

Fue diseñado hace 20 años en los Países Bajos y, hoy es utilizado en más de 300 maternidades de Reino Unido. Además, está recomendado por matronas y pediatras para todos los neonatos, pero especialmente para los bebés prematuros.

A simple vista parece un barreño corriente, pero tiene el tamaño adecuado y es suave en sus formas para acoger a los tesoros recién nacidos. Su uso es recomendado hasta los 6 meses. Pasado este tiempo, un bebé querrá chapotear y jugar en el agua y Tummy Tub no es la bañera indicada para eso. Al contrario, tiene efectos relajantes y les ayuda a combatir gases y cólicos y, en consecuencia, a dormir mejor.

Es muy fácil de usar sujetando al chiquitín con una mano y bañándole con la otra. Solo hace falta un poco de práctica.

Es una bañera muy resistente y segura que supera los certificados de seguridad (BSI, GS, TüV) y tiene una base antideslizante que evita su desplazamiento durante el baño. Gracias a sus asas ergonómicas, es muy fácil de transportar y limpiar. Igualmente, el plástico con el que está diseñado aguanta la temperatura durante 20 minutos.

Para todos los bolsillos y la más vendida: Bañera hinchable de luxe Jané

La reconocida marca Jané se cuela en esta comparativa con su bañerita hinchable por tener el mejor precio y ser la más vendida del mercado. Este tipo de bañeras son ideales para llevarlas de viaje porque ocupan el mínimo espacio cuando se recogen en su cajita. Incluye un reductor y un reposacabezas que sirve desde el nacimiento hasta que el pequeño pueda mantenerse sentadito por sí mismo. Cuando se quitan esos accesorios, la hora del baño se convertirá en un momento de juego que les encantará.

Tiene tres zonas de hinchado independientes: la base, el respaldo y el contorno. Se puede inflar manualmente, lo que lleva unos 5 minutos soplando, o bien con cualquier bomba de aire con adaptador en forma de cono.

A los expertos opinan que por el precio que tiene no se puede pedir más. Pero el diseño mejoraría muchísimo con un tapón de vaciado y unas ventosas que la sujetaran dentro de la bañera de casa o sobre cualquier superficie donde se coloque.

Última actualización el 2021-06-15 at 02:49 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados